8 muertos en un ataque con coche bomba en la ciudad maliense de Kidal

Por Publimetro Colombia

Argel, 27 feb (EFE).- Al menos ocho personas -siete de ellas rebeldes tuareg- murieron ayer y varias resultaron heridas en un ataque suicida perpetrado con coche bomba en Kidal, al norte de Mali, informó hoy el grupo rebelde tuareg Movimiento Nacional de Liberación de Azawad (MNLA).

En un comunicado difundido en su página web, los rebeldes tuareg afirman que el atacante conducía un vehículo todoterreno cargado de explosivos que hizo detonar cuando los hombres del MNLA procedían a inspeccionar el vehículo en la tarde del martes.

Los hechos ocurrieron en el puesto de control del MNLA situado a las afueras de la ciudad, en la carretera que une Kidal con Menaka.

En la explosión murieron el asaltante y siete rebeldes de este grupo, que mostró a Francia su disposición de ayudar en la lucha contra los grupos salafistas en Mali, mientras un número no precisado de personas resultó herido.

La ciudad de Kidal, situada a unos 1.500 kilómetros al noreste de la capital, Bamako, fue tomada por el Ejército francés el pasado enero, aunque los rebeldes del MNLA continúan ejerciendo su influencia sobre ella, después de expulsar a los grupos salafistas que la controlaban.

Tras la expulsión de los fundamentalistas islámicos de las principales ciudades septentrionales que controlaban desde junio, la situación de seguridad continúa siendo incierta y los combates se siguen reproduciendo en varias zonas montañosas del norte del país donde se refugiaron los combatientes salafistas.

Abiyán, 27 feb (EFE).- El presidente de Chad, Idriss Deby, pidió hoy, en una reunión de la Comunidad Económica de Estados del África Occidental (CEDEAO), que se acelere el despliegue de las tropas de la zona oeste del continente en el norte de Mali, hasta hace poco en manos de los rebeldes yihadistas.

“Llamamos al estado mayor de la CEDEAO a más celeridad para el envío de las tropas en la zona liberada”, dijo Deby al tomar la palabra en el acto de inauguración de la 42 cumbre ordinaria de la CEDEAO) que se celebra en Yamusukro, capital política de Costa de Marfil.

Chad, un país de África central que no forma parte de la CEDEAO, tiene el mayor contingente africano desplegado en Mali, con un total de 2.000 efectivos que se encuentran en primera línea junto a los soldados franceses y malienses.

La semana pasada, 27 soldados chadianos murieron y 50 otros resultaron heridos en enfrentamientos con los yihadistas.

“Ya no es hora de discursos, sino de la acción, pues el enemigo no espera”, declaró el mandatario chadiano.

Por su parte, el presidente marfileño, Alassane Ouattara, que ejerce la presidencia de turno de la CEDEAO, señaló que en la actualidad el 75 por ciento de los efectivos de la Misión Internacional de Apoyo a Mali (AFISMA) están desplegados en Mali y que el objetivo final es desplegar un total de 8000 soldados.

El despliegue de las tropas de África occidental se ha retrasado por la falta de medios, puesto que no han concretado todas las promesas hechas en enero en Adis Ababa en una conferencia de donantes, en la que varios países se comprometieron a abonar 455 millones de dólares, necesarios para llevar a cabo la misión.

“La concreción de estas promesas de fondos es la prioridad”, añadió el presidente Ouattara, que instó a la comunidad internacional a comprometerse aun más para movilizar los recursos adicionales imprescindibles para hacer posible el pleno despliegue de las tropas de África Occidental.

El pasado lunes, en una reunión preparatoria a la cumbre, el ministro marfileño de Asuntos Exteriores, Charles Diby Koffi, estimó en 950 millones de dólares el coste global del despliegue de los 8.000 efectivos de la AFISMA para tomar el relevo de los soldados franceses en el norte de Mali.

La 42 cumbre de la CEDEAO, que finaliza mañana, examinará también la situación en Guinea Bissau.

Figura también en la agenda del encuentro la elección de un nuevo presidente de turno de la organización, aunque se espera que Ouattara sea reelegido para un segundo mandato.

Nuakchot, 27 feb (EFE).- Un grupo de árabes malienses, originarios del norte de su país y refugiados en Mauritania, se manifestaron hoy contra lo que llamaron la “limpieza étnica” en su país, supuestamente dirigida por los negros contra los árabes.

La manifestación, que reunió a decenas de personas en una sentada frente a la sede de la ONU en Nuakchot, se convocó para reclamar “la liberación de los detenidos árabes” y “el fin de la limpieza étnica en el norte de Mali”, según rezaban las pancartas de los participantes.

“He visto con mis propios ojos a blancos (árabes) asesinados por el Ejército maliense y las bandas que trabajan a sus órdenes”, dijo a los periodistas Sidi Mohamed uld Hasán, huido de Tombuctú hace dos semanas, supuestamente huyendo de estos episodios de persecución a los árabes.

Según Uld Hasán, los militares y sus aliados irrumpen en las casas de los árabes, destruyen sus bienes y violan a las mujeres, y aseguró que el dromedario que fue regalado al presidente francés François Hollande en su reciente visita a la ciudad acababa de ser robado a un árabe al que habían decapitado.

Siempre según su relato, los barrios de Tombuctú donde tradicionalmente han vivido malienses de piel más clara (árabes o tuaregs, estos últimos de cultura bereber) han sido objeto preferente de los ataques del Ejército y las bandas armadas.

Los participantes en la sentada de Nuakchot exigieron a la ONU y a los organismos pro derechos humanos trabajar para poner fin a las “carnicerías” que han obligado a los árabes de Mali a abandonar su país y buscar refugio en los vecinos.

Aunque la población de Mali es principalmente de raza negra, las minorías árabe y bereber-tuareg se concentran en la mitad norte del país, por encima del río Níger, en la llamada Franja del Azawad.

La connivencia en un primer momento entre tuaregs secesionistas y los yihadistas que se establecieron en el Azawad, más la similitud racial entre esos yihadistas con los árabes de Mali, han hecho que muchos malienses asimilen a los yihadistas con estas minorías étnicas de su propio país y que por ello sean actualmente víctimas de represalias.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo