El enviado de Unasur observa "agresividad en el verbo" entre los candidatos paraguayos

Por Publimetro Colombia

Asunción, 21 feb (EFE).- El enviado de la Unasur Salomón Lerner, que encabezará la misión de observadores del bloque suramericano en las elecciones de abril en Paraguay, dijo haber observado una “agresividad en el verbo” entre los principales candidatos, con los que se entrevistó hoy.

“Lo mejor es evitar este tipo de acusaciones”, comentó Lerner a pregunta de Efe sobre las denuncias de narcotráfico que el candidato del gobernante Partido Liberal, Efraín Alegre, ha hecho contra el opositor colorado, Horacio Cartes.

Con ambos se entrevistó el peruano Lerner en su segunda visita a Paraguay desde que el país fue suspendido de la Unasur en junio pasado, tras la destitución parlamentaria del presidente Fernando Lugo, que será candidato a senador el 21 de abril.

El jefe del Grupo de Alto Nivel para Paraguay de la Unasur logró en esta ocasión reunirse con miembros del Ejecutivo; hoy con el presidente Federico Franco y ayer con el canciller, José Félix Fernández Estigarribia.

Ambas reuniones fueron calificadas de “privadas” o “de cortesía” y no han llevado al Gobierno a modificar su decisión de no otorgar a la misión de observadores de la Unasur, que encabezará el propio Lerner, la inmunidad diplomática que sí tendrán las que destaquen la OEA y la UE.

Según Lerner, Franco deseó a la misión “el mejor de los éxitos” y prometió darle “todas las facilidades”.

“No queremos ser discriminados”, dijo sobre la inmunidad, aunque añadió que ésta “no es una condicionante para realizar la observación”.

Lerner fue invitado a Paraguay por el Tribunal Superior de Justicia Electoral (TSJE), con el que firmó ayer el convenio para la misión de observación, y se ha entrevistado con representantes de la OEA y la UE y con los principales candidatos a suceder a Franco en la Presidencia del país.

Su agenda incluyó, antes de abandonar Asunción, una reunión con Lugo, líder del movimiento de pequeños partidos izquierdistas Frente Guazú, que solicitó al enviado de la Unasur velar por las garantías electorales para los comicios.

“Queremos un proceso transparente, estamos haciendo todo el esfuerzo por salvaguardar el voto ciudadano”, dijo a periodistas tras el encuentro el candidato presidencial del Frente Guasú, el médico Aníbal Carrillo, quien ofició de vocero.

El aspirante presidencial detalló que entregaron a Lerner una carta en la que cuestionan, entre otras cosas, la presunta parcialidad en la que incurre el TSJE en beneficio de ciertos partidos políticos, así como la falta de control del gasto que realizan las agrupaciones y la difusión de propaganda electoral fuera del plazo establecido.

Todos los candidatos han apoyado, hasta el momento, la presencia de los observadores de la Unasur como garantes de la “transparencia” del proceso electoral.

Mario Ferreiro, aspirante presidencial de Avanza País, una escisión del Frente Guazú, censuró que al Gobierno intentara evitar una observación de la Unasur cuando a Paraguay le conviene que “el mundo entero” le devuelva “la credencial democrática” el 21 de abril.

Cartes lamentó que el Ejecutivo se niegue a dar la inmunidad a un bloque cuya misión “busca lo mejor” para el país y consideró que Paraguay debe “mirar hacia adelante” y restablecer las relaciones con los vecinos.

“Creo que tenemos que valorar: gente que se toma la molestia, viene hasta nuestro país, busca darle la normalidad, busca la reinserción de Paraguay, crear el clima para que mañana podamos sentarnos a una mesa e ir a la normalidad (…) lo que decimos es muchísimas gracias”, proclamó.

Para el candidato Alegre, menos ácido con el Gobierno de su colega liberal Franco, el mero hecho de que la Unasur observe los comicios es un indicador de que “quieren recomponer las relaciones” con Paraguay.

Ferreiro le expresó además su preocupación por la escasa participación en las elecciones primarias de los partidos, desarrolladas entre diciembre y enero pasados.

Lerner comentó al respecto que recomendará al TSJE que organice una campaña para promover la participación del electorado en las generales de abril.

La misión de la Unasur será, dijo, fundamentalmente técnica y la compondrán una cuarentena de miembros que el Grupo de Alto Nivel decidirá cuando se reúna en Lima, en los primeros días de marzo.

El enviado suramericano anunció que volverá a Paraguay un mes antes de las elecciones y, ya con el resto del equipo observador, diez días antes de las votaciones.

Tras reiterar que la Unasur no es un proyecto “ideológico”, como la concibe el Gobierno de Franco, Lerner opinó que el primer paso para el retorno de Paraguay al bloque lo está dando el TSJE al asegurar el cumplimiento del calendario electoral.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo