Monti será candidato a primer ministro en los comicios de Italia, dice la prensa

Por Publimetro Colombia

Roma, 20 dic (EFE).- El primer ministro italiano, Mario Monti, será candidato a la jefatura del Gobierno en las próximas elecciones generales con el apoyo de varias formaciones centristas y alejado del partido de su predecesor, Silvio Berlusconi, asegura hoy el diario “La Repubblica”.

El rotativo informa de las conclusiones de la reunión que Monti mantuvo ayer en Roma con los líderes de los movimientos centristas que han venido apoyando una candidatura suya en los últimos meses, entre ellos el presidente de la escudería Ferrari, Luca Cordero di Montezemolo.

“La Repubblica” señala que el anuncio oficial de su candidatura es solo cuestión de horas, lo que tarde el Senado y la Cámara Baja en aprobar los presupuestos generales de 2013, algo que parece que ocurrirá, como muy tarde, el sábado, y en formalizar Monti su dimisión ante el presidente de la República, Giorgio Napolitano.

Los plazos, según el diario, serán los siguientes: el Senado aprobará hoy los presupuestos, entre mañana y el sábado lo hará la Cámara Baja, y el domingo Monti comparecerá en la tradicional rueda de prensa de final de año, que en un primer momento estaba prevista para este viernes pero que fue aplazada por el retraso de la tramitación de las cuentas públicas.

En esa rueda de prensa, afirma el rotativo, Monti, que en calidad de senador vitalicio no puede figurar en la lista de candidatos al Parlamento, pero sí como propuesta para el cargo de primer ministro, mantendrá su postura institucional, pero una vez concluida la fase de preguntas y respuestas pertinentes, anunciará sus intenciones.

Según “La Repubblica” y también el diario “Corriere della Sera”, el primer ministro pretende presentarse como candidato a la jefatura del Gobierno con el apoyo de una única lista en el Senado, dado que la barrera electoral allí es más elevada, mientras que tres serán las listas que, por el momento, lo apoyarán en la Cámara Baja.

Esos tres movimientos son Futuro y Libertad para Italia (FLI), del exaliado de Berlusconi y presidente de la Cámara Baja, Gianfranco Fini; la Unión de Democristianos y de Centro (UDC) de Pier Ferdinando Casini, y la Lista Italia Futura de Cordero di Montezemolo.

Tanto “La Repubblica” como “Corriere della Sera”, que se muestra algo más cauto a la hora de afirmar que Monti haya tomado una decisión en firme, no descartan que también le apoyen algunos destacados miembros del partido de Berlusconi, el Pueblo de la Libertad (PDL), que abandonen la formación, como por ejemplo el exministro de Asuntos Exteriores Franco Frattini.

Los dos periódicos coinciden en que Monti ha expresado a los líderes de estos movimientos que pretenden apoyar su candidatura que no tiene intención de participar en mítines políticos, aunque “Corriere della Sera” afirma que sí está dispuesto a comparecer en televisión para defender sus propuestas.

Según unos primeros sondeos a los que se refiere “La Repubblica”, Monti puede aportar unos 44 escaños más al bloque del centro político que lo apoya, una posibilidad que permite hacer conjeturas sobre posibles alianzas parlamentarias ya antes de que se conozca la fecha definitiva de las elecciones, toda vez que ayer Napolitano afirmó que el 24 de febrero sería la “más idónea”.

En concreto, el periódico romano habla de la sintonía que Monti mantiene con el -electo mediante primarias- candidato del centroizquierda, Pier Luigi Bersani, líder del Partido Demócrata (PD) al que los sondeos dan una mayor intención de voto y quien no tiene intención de renunciar a la Jefatura del Gobierno.

Roma, 20 dic (EFE).- El primer ministro de Italia, Mario Monti, dijo hoy que “hace trece meses Italia tenía fiebre alta y no bastaba una aspirina, sino una medicina amarga no fácil de digerir, pero absolutamente necesaria para extirpar la enfermedad”, en relación a la situación económica que se encontró cuando inició su mandato.

El jefe del Gobierno, que apura sus últimos días de legislatura, visitó la fábrica que la automovilística Fiat tiene en Melfi (Potenza), en la región de Basilicata en el sur de Italia, donde fue recibido con aplausos por los operarios.

Al dirigirse a los trabajadores de la planta de montaje afirmó: “Creo que sería una irresponsabilidad olvidar los sacrificios que los italianos han asumido”, y subrayó que Italia está “solo al comienzo de las reformas estructurales”.

Son precisamente “las reformas estructurales a menudo prometidas pero no llevadas a cabo las que son necesarias”, dijo el primer ministro en una alocución que los medios italianos han tildado de electoralista.

“Éramos conscientes de los sacrificios que debían hacer los italianos”, dijo sobre noviembre de 2011, cuando el jefe del Estado, Giorgio Napolitano, y el Parlamento le confiaron “la responsabilidad de encarrilar Italia”.

El ex comisario europeo de la Competencia afirmó además que “la acción del Gobierno se encuentra solo al inicio, aunque aquella de éste Gobierno está terminada”, en alusión a la necesidad de que el Ejecutivo que salga de las elecciones de 2013 continúe con el proceso de reformas emprendido.

El primer ministro aseguró que durante su mandato ha realizado “30 viajes internacionales para impulsar las inversiones exteriores en Italia, como el acuerdo logrado en Qatar por 1.000 millones de euros y el alcanzado igualmente en China”.

Monti anunció al presidente de la República, el pasado 8 de diciembre, su dimisión “irrevocable” una vez se apruebe la Ley de Presupuestos, lo que se espera ocurra en los próximos días.

Por su parte, el administrador delegado de Fiat, Sergio Marchionne, aseguró que “hoy es una jornada muy importante”, y después ilustró el plan de lanzamiento de la planta donde se producirán dos nuevos modelos de coches, el Fiat 500 y un jeep.

Roma, 20 dic (EFE).- El ex primer ministro italiano Silvio Berlusconi aseguró hoy que a su sucesor en el cargo y actual jefe del Gobierno de Italia, Mario Monti, no le interesa concurrir a las elecciones generales de 2013 porque pasará de interpretar el papel de “dios” al de un “pequeño protagonista”.

En una nueva comparecencia en la intensiva ronda por los medios que lleva a cabo desde hace días, Berlusconi arremetió por primera vez contra la que parece que se postula como fórmula que Monti utilizará para ser candidato a la Jefatura del Gobierno, el apoyo de las formaciones centristas, entre ellas la del presidente de Ferrari, Luca Cordero di Montezemolo.

“Me quedaría absolutamente sorprendido si Monti participara de modo directo en la campaña electoral. Creo que a Monti no le interesa convertirse en un pequeño protagonista de la política junto a otros pequeños protagonistas, frente al papel de ‘deus ex machina’ con el que se presentó” hace un año, afirmó el ex primer ministro italiano, en declaraciones a Radio Anch’io.

Berlusconi abordó además el encuentro que Monti mantuvo ayer en Roma con los líderes de los movimientos centristas que le han pedido que se presente a las elecciones en los últimos meses y que, según el diario “La Repubblica”, serán quienes sustentarán su candidatura a primer ministro en los comicios que previsiblemente se celebrarán el 24 de febrero.

“El gran centro es un aliado oculto de la izquierda. No podrá nunca tener los votos para gobernar, por lo que a los electores les sale casi más a cuenta votar a la izquierda que a estos ocultos aliados de la izquierda”, comentó el empresario.

“Si se divide el frente de los moderados y se da la victoria de la izquierda, el único resultado que tendrán los ‘partidillos’ del centro será el de apoyar la victoria de la izquierda. Estos ‘partidillos’ se ofrecerán para colaborar con la izquierda para intentar participar en esta ‘comida"”, añadió.

Berlusconi, quien había prometido no presentarse a las elecciones si Monti accedía a liderar el centroderecha, se mostró dispuesto a participar en un debate en televisión con el primer ministro tecnócrata o con el candidato del centroizquierda y líder del Partido Demócrata (PD), Pier Luigi Bersani.

“El ‘cara a cara’ en televisión con (Pier Luigi) Bersani o con Monti soy yo el primero que lo pide. Si es hecho con las reglas adecuadas, creo que es una cosa muy positiva para hacer entender qué quiere cada uno de estos contendientes. Espero poder hacer más de uno. No tengo problemas. Estoy absolutamente dispuesto”, apuntó.

En términos de propuestas electorales, Berlusconi, quien pidió a la Iglesia Católica que, a la hora de posicionarse en los comicios, se acuerde de todo lo que ha hecho por ella, atacó las reformas llevadas a cabo por el Ejecutivo de Monti, que, según él, han elevado la presión fiscal en Italia.

“No se debe continuar por el camino del aumento de la presión fiscal: este año, con este Gobierno, ha aumentado dos puntos porcentuales. Es necesario ir por el camino opuesto, con la ayuda de las empresas, a las que hay que tasar menos e imponer menos requisitos burocráticos”, afirmó el ex primer ministro.

“Hay que cambiar la política económica enteramente -dijo-. La política de la austeridad lleva a la recesión y a la depresión. Hoy las empresas en su gran mayoría tienen problemas de liquidez y pagan con retraso a los proveedores, también porque el Estado paga con retraso. Es el Estado el que en primer lugar enciende la mecha de esta situación de retrasos que lleva a la crisis a las empresas”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo