Alepo se convierte en el principal campo de batalla en Siria

Por Publimetro Colombia

El Cairo, 26 jul (EFE).- La ciudad de Alepo, centro económico de Siria, se convirtió hoy en el principal campo de batalla de las tropas gubernamentales y los rebeldes, que aseguraron controlar casi la mitad de los barrios de la urbe.

Con el fin de recuperar las zonas caídas en manos de la insurgencia, el régimen de Bachar al Asad ha enviado refuerzos militares a esta ciudad septentrional y recrudecido su ofensiva contra varias provincias, causando la muerte en esta jornada de más de un centenar de personas, según la oposición.

En Alepo, la segunda ciudad del país, los combates se desarrollaron principalmente alrededor de los distritos bajo dominio rebelde, entre ellos Al Sukari y Salahedín, que también sufrieron bombardeos.

Según una testigo que se identificó como Wed al Hayat, la aviación militar del régimen bombardeó el barrio de Al Mashad, mientras que helicópteros castrenses sobrevuelan el área de Salahedín.

Al Hayat, residente en Alepo, dijo a Efe por internet que hay francotiradores apostados en algunos colegios y en el edificio de la radio local, y que muchos habitantes de Al Mashad se han trasladado a lugares más seguros, en su mayoría a la residencia de estudiantes de la Universidad de la ciudad.

En ese sentido, Mayid Abdelnur, coordinador de la red opositora Sham en Alepo, indicó que los bombardeos y los combates han provocado “un gran desplazamiento de la población”, mientras siguen llegando refuerzos militares del régimen a la ciudad.

Después de que los enfrentamientos comenzaran a asolar Damasco a mediados de julio, la lucha entre las fuerzas gubernamentales y los rebeldes del Ejército Libre Sirio (ELS) se extendió hace una semana a Alepo.

El pasado 21 de julio, el ELS en esta provincia anunció el inicio de “la operación para la liberación de Alepo de las manos de las bandas de Al Asad” .

El comandante en jefe de los rebeldes en Alepo, coronel Abdulyabar Akidi, informó hoy a Efe por internet de que los insurgentes dominan varios barrios como Al Sukari, Al Sajur, Salahedín y Tariq al Bab, lo que supone “casi la mitad de la ciudad”.

Akidi agregó que los refuerzos militares enviados por Al Asad a Alepo emplearon en su ofensiva contra los barrios de Al Sajur y Tariq al Bab artillería, helicópteros y cazas Mig 21 de fabricación rusa.

El coronel rebelde señaló que sus combatientes controlan todas las comisarías de la policía ubicadas en los barrios bajo su mando, así como un centro logístico utilizado por el Ejército para almacenar alimentos.

Debido a la ofensiva lanzada contra esta ciudad, los habitantes de Alepo sufren de escasez de pan y otros alimentos de primera necesidad, lamentó el mando castrense, que también denunció la ausencia de hospitales para tratar a los heridos.

También en Damasco se registraron enfrentamientos entre los rebeldes y las fuerzas gubernamentales y bombardeos en distintas áreas, entre ellas el barrio de Hayar al Asuad y al campo de refugiados palestinos de Al Yarmuk.

En la periferia de la capital, los grupos opositores denunciaron una gran masacre en la población de Yalda, donde perecieron al menos 16 civiles, entre ellos cinco menores y cuatro mujeres, y decenas resultaron heridos debido a los intensos bombardeos.

Otras provincias castigadas por los bombardeos fueron Homs (centro), Idleb (norte) y Deraa (sur), donde en el valle de Al Agamy fueron hallados 22 cadáveres pertenecientes a civiles y rebeldes que se desplazaban a la vecina Jordania.

Además de la violencia, el último goteo de deserciones tiene en alerta al régimen de Al Asad, que acusó hoy a “países árabes” de alentarlas, después de que el miércoles el embajador sirio en Emiratos Árabes Unidos, Abdelatif al Dabag, abandonase su puesto y se uniera a las filas opositoras, como ya hizo su esposa Lamia al Hariri, que trabajaba como representante diplomática en Chipre.

El conflicto crece día a día pese a la presencia sobre el terreno de la misión de observadores en Siria UNSMIS y del subsecretario general para Operaciones de Paz de la ONU, el francés Hervé Ladsous.

Ladsous, junto al nuevo jefe de la UNSMIS, el senegalés Babacar Gaye, se reunieron hoy con el ministro sirio de Reconciliación Nacional, Alí Haidar, en un nuevo intento para reanudar la labor del contingente de observadores, que se ha reducido a la mitad tras el deterioro de la seguridad.

Entretanto, la principal coalición de la oposición siria en el exilio, el Consejo Nacional Sirio (CNS), se reúne hoy y mañana en Doha para efectuar una reestructuración interna con el objetivo de acoger en su seno a más grupos opositores.

Washington, 26 jul (EFE).- El Gobierno de Estados Unidos reiteró hoy su exigencia de que el régimen sirio ponga fin a la ola de violencia en ese país, y afirmó que su prioridad es preparar a Siria para la llegada de “un día sin Asad” en el poder.

EE.UU. y los demás países que presionan para la salida de Bachar Al Asad “estamos centrados en lo que pasará después, cómo preparar a Siria para un día sin Asad, un día en que todos los distintos grupos étnicos puedan unirse y formar el tipo de Gobierno que sea representativo del pueblo sirio”, dijo a periodistas extranjeros el subsecretario de Estado para Asuntos Públicos, Mike Hammer.

“Nuestro enfoque es apoyar a la oposición con medios no letales… Asad tiene que irse, necesita entender que, en la medida en que pierde control del territorio y de su país, la violencia no es la forma de resolver esto”, agregó Hammer.

Por otra parte, Hammer aconsejó a los allegados de Asad que no estén dispuestos “para cometer crímenes atroces contra su pueblo” a que abandonen al presidente sirio, quien, a su juicio, “tiene los días contados”.

Preguntado sobre qué opciones plantea Estados Unidos para agilizar la transición política en Siria, Hammer reiteró la postura del Gobierno de Washington de continuar aplicando “presiones económicas” contra Asad.

Estados Unidos busca crear las “circunstancias que agilicen su salida rápida (de Asad) y proveer la transición política que queremos ver en la que el pueblo sirio sea el que determine su futuro”, enfatizó.

Desde que en marzo de 2011 comenzó la oposición al régimen sirio, han muerto más de 15.000 personas y se han producido miles de refugiados en Turquía y Líbano, además de más de un millón de desplazados internos.

La portavoz del Departamento de Estado, Victoria Nuland, reiteró hoy la advertencia de una posible masacre en la ciudad de Alepo, centro económico de Siria, que se ha convertido en el principal campo de batalla entre las tropas gubernamentales y los rebeldes.

Haciéndose eco de las declaraciones de la Casa Blanca, este miércoles Nuland dijo que el Gobierno de EEUU tiene “graves preocupaciones” por el uso de aviones y tanques contra la población civil en Alepo que, a juicio de Washington, conforma un intento “desesperado” de un régimen que está perdiendo el control de su territorio.

“La preocupación es que veremos una masacre en Alepo, y eso es hacia lo que el régimen parece encaminarse”, sentenció Nuland.

Teherán, 26 jul (EFE).- Irán, aliado del régimen de Damasco, considera que, pese a la “invasión” que sufre, la nación siria “resistirá firme a las conspiraciones de los enemigos”, según el primer vicepresidente iraní, Mohamad Reza Rahimi, informó hoy la agencia oficial de noticias, IRNA.

En un encuentro con el viceprimer ministro sirio, Omar Qalavanji, que se encuentra en Irán al frente de una delegación económica, Rahimi le instó a “preservar la unidad nacional y resistencia frente a los enemigos”, que tanto Damasco como Teherán personifican en EEUU y sus aliados.

“El proceso de reformas del presidente Bachar al Asad en Siria ha sido muy positivo y constructivo y esperamos que muy pronto las señales de la derrota del enemigo y la victoria de la nación siria se hagan más evidentes”, agregó el vicepresidente iraní.

También garantizó el apoyo de Irán a “los hermanos sirios”, pese a que “las mayores potencias mundiales se han unido para golpear con dureza a Siria, una nación unida que resiste con solidez”.

Por su parte, Qalavanji agradeció el apoyo iraní, que calificó de “muy tangible” y afirmó que “Siria está expuesta a una grave conspiración de las potencias opresoras”.

“Confiando en la sagacidad de los políticos sirios, Siria dejará atrás el grave conflicto actual”, agregó.

El régimen del partido Baaz en Siria y la República Islámica de Irán han mantenido durante más de treinta años una asociación estratégica, tanto en materia militar, como técnica, económica y comercial y Damasco es el principal aliado árabe de Irán.

Irán tiene amplios intereses económicos en Siria y empresas iraníes cooperan con las sirias en muchos sectores.

Irán ha acusado reiteradamente a Estados Unidos y algunos Gobiernos árabes aliados de Washington de armar a los grupos opositores sirios, a los que considera terroristas, que pretenden derrocar al régimen de Damasco.

Por su parte, los rebeldes sirios y EEUU han acusado a Irán de apoyar militarmente al régimen sirio con armas, personal y asesoramiento.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo