Lo que parecería una imagen de una película de Hollywood podría volverse realidad en un futuro gracias a un asteroide que amenaza con impactarse en la Tierra.

Se trata del asteroide Bennu, el cual ya preocupa a la NASA aunque se ubique a 84 millones de kilómetros de la Tierra y podría chocar hasta el año 2135.

También puedes leer: El plan de la NASA para hacer comida para astronautas a partir de sus propios excrementos

La opción de la NASA y le gobierno de Estados Unidos ya planean la creación de una bomba atómica tan poderosa para poder desviar o destruir este objeto de casi 500 metros de diametro.

Según el físico David Dearborn, el gobierno estadounidense trabaja en un programa de protección al planeta en caso de amenaza por un objeto celeste.

Parte de este proyecto es la nave HAMMER, la cual buscará desviar cualquier asteroide durante su curso hacia al planeta.

Entérate: El asteroide que encendió las alarmas por pasar a sólo 64.000 kilómetros de la Tierra

Esta aeronave podría ser utilizada para estudiar el asteroide OSIRIS -REx que pasará cerca de la Tierra en 2023 y tuvo un costo de 800 millones de dólares.

Se prevé que el asteroide Bennu pueda chocar contra la Tierra en septiembre de 2135, y la posibilidad de que esto ocurra es de uno en 27 mil, su impacto sería equiparable al de 80 mil bombas como la de Hiroshima.

Con información de GQ y La Tercera

También puedes leer:

 

 

Sigue Leyendo

Noticias

Mujer terminó en urgencias debido a que tenía una tortuga en sus genitales

Noticias

Porsche Cayenne: Evolución para el SUV deportivo por excelencia

Noticias

Hacker compra 502 iPhone por menos de un dólar

Destacados

"Ahora en Cartagena hay más prostituta que cuando yo estaba": la 'Madame'

Ejército confirma el asesinato de tres geólogos de Continental Gold en Yarumal, Antioquia

¡Apareció! En estas anda el bogotano que se hizo famoso por ponerse mal el tapabocas

La ‘Madame’ denunció la muerte de una presentadora cartagenera por proxenetismo

Al director del Dane le salió un entrevistador mucho más gomelo que él