El ciclo más exitoso de la historia moderna de la selección Colombia también tuvo puntos flacos. El profe cometió errores que impidieron que el proceso fuera más exitoso de lo que fue. Estas son las cosas para corregir en el futuro.

 

Cinco pecados del ciclo Pékerman al frente de la Selección

Injerencia de los empresarios

El gran talón de Aquiles de la era Pékerman fue su representante: Pascual Lezcano. Para nadie es un secreto que la Selección se usó como plataforma de promoción de varios jugadores que vistieron la Tricolor sin muchos pergaminos. Es el caso de Éder Álvarez Balanta, Carlos Carbonero y Fabián Castillo, entre otros, quienes llegaron al combinado nacional sin muchos galones y terminaron vendidos al exterior. Los rumores sobre presencia de empresarios en la concentración nunca se confirmaron, pero tampoco se desmintieron.

No renovó el plantel a tiempo

Como buena figura paterna que fue para el plantel, don José respaldó a su plantilla siempre, a veces más de lo necesario. Luego del Mundial de Brasil, en 2014, Pékerman tuvo gratitud de sobra para la camada que quedó quinta en el campeonato mundial.
A la Copa América de Chile viajó con algunos jugadores que no estaban en condiciones, como Carlos Valdés, Edwin Valencia, Pablo Armero y Camilo Zúñiga, entre otros que no tuvieron el nivel deseado.

No pudo crear una identidad de juego

¿A qué juega la selección Colombia? Por desgracia, esta pregunta quedó sin responderse, más allá de los resultados positivos. Algunas veces jugó con la pelota al piso, fiel al estilo de los años 90. En otras apeló a la seguridad defensiva, como en el duelo de eliminatorias en Asunción, ante Paraguay. Por momentos usó jugadores para ganar en pelota parada, con poca técnica; y otras veces puso ‘jugones’, como ante Polonia en Rusia, su mejor partido.

Temor en los partidos decisivos

Colombia, durante la era Pékerman, tuvo una constante: fue catalogada favorita en las competencias que disputó. Sin embargo, por A o por B, los partidos decisivos generaron una profunda decepción tanto en la afición, como en la prensa especializada. En Brasil cambió ante el anfitrión, cayendo con justicia. En las Copas América terminó resignando poderío ofensivo y quedó eliminado. Y contra Inglaterra puso a Lerma, Sánchez y Barrios, perdiendo.

Hubo poca pericia táctica

Don José le dio mucho a la Selección en el aspecto anímico, pero le faltó filosofía táctica. Ni él ni sus ayudantes lograron darle una evolución en ese aspecto a la Tricolor, que casi siempre fue una selección simple, en relación a las otras. Por fortuna, la exportación de jugadores permitió que ellos sí recogieran conceptos en sus clubes, como el caso de James, que aprendió a jugar como interior. O Dávinson Sánchez, que hoy puede actuar como líbero o central.

Sigue Leyendo

deportes

Tolima buscará repetirle la dosis y dejar por fuera a Santa Fe

deportes

Bucaramanga va por la heroica ante un crecidísimo Medellín

deportes

El día Andrada: pensando en River, Boca prueba a su portero ante Patronato

Destacados

El día Andrada: pensando en River, Boca prueba a su portero ante Patronato

¡Jesurún se decidió! Este es el DT elegido para ser el reemplazo de Pékerman

Amenazan con pancartas a directivos del América de Cali en su sede

Falcao sería la solución a la crisis de gol del Real Madrid

Messi visitó el exclusivo restaurante de Salt Bae y se encontró con Pogba