Moscú de gala. Temprano, porque así lo quiso el calendario, la selección local quería disfrutar hasta el último minuto de su Mundial. Atrás quedó la zozobra sobre su participación como anfitrión, que estuvo a la altura. Pero, frente a la favorita España, Rusia fue por más.

Para ganar había que ser inteligente y no folclórico, eso pensó el entrenador Stanislas Cherchesov. Pensando en un juego largo, Rusia presentó un 5-4-1, con la ausencia insólita de Denis Cheryshev, figura para los locales en lo que va del campeonato. Rusia admitió su inferioridad y le cedió el balón a los ibéricos.

Tiki-taka, el juego que sabe hacer España. Sin embargo, los espacios no aparecían para inquietar a Igor Akinfeev. Cuando no se puede por abajo, bien está intentarlo por los aires. Así fue como llegó el gol español, pero no certificado por un jugador ibérico, sino en contra de Sergei Ignasevich.

Una lucha grecorromana con Sergio Ramos terminó golpeando en el talón del defensa local, que descolocó a su portero.

(Haga clic acá para ver el autogol de Sergei Ignasevich)

A partir de allí se vio lo mejor de España. Posesión de balón, dominio y paciencia, esperando a que Rusia se atreviera más. Esto último no pasó. Los locales sabían que su oportunidad iba a llegar, sin necesidad de obligar a que sucediera.

Y así fue. Gerard Piqué, tan bueno como desconcentrado en ocasiones, alzó su brazo en el área y encontró el balón, obligando al árbitro a pitar penal. El ídolo local, Artem Dzyuba, puso el balón en el punto de cal y definió con sangre siberiana. Empate, a pocos minutos del final del primer tiempo.

(Haga clic acá para ver el gol de Artem Dzyuba)

El libreto ruso no cambió en la segunda parte. Todos atrás, concediéndole el balón en todo momento a los españoles, quienes superaron el 75% de posesión de pelota. Aun así, los anfitriones no sufrían ataques constantes.

España se aferró a la sabiduría de Andrés Iniesta, quien inició el partido en el banco de suplentes. El jugador, que anunció su marcha al fútbol japonés, entró a ayudar a sus compañeros una vez más.

El 'Cerebro' no puedo detener lo inevitable: el alargue. El primer juego en Rusia 2018 con tiempos extra lo tuvo a los anfitriones como protagonista. Allí, la lluvia hizo presencia.

En medio de la tormenta en Moscú, lo que cayó del cielo fueron polémicas. Dos agarrones en el área, uno sobre Sergio Ramos y otro sobre Piqué, provocaron las protestas españolas. Luego de consultar el VAR, el árbitro decidió que no hubo fricción tal para conceder falta.

Allí, se acabaron los argumentos españoles. El juego murió y Rusia consiguió su cometido: llevar el partido a penales.

Se buscaba un héroe y quien se apuntó fue Igor Akinfeev. El portero ruso le atajó el remate a Koke, para darle la posibilidad a los locales. Luego, con el pie, se la tapó a Iago Aspas y protagonizó el gran golpe: Rusia sigue viva.

(Haga clic acá para ver el penal decisivo atajado a Iago Aspas)

Video de los goles de España vs Rusia

 


Video de los goles de España vs Rusia

 

Keep Reading

deportes

Así votaron Falcao y José Pékerman para los premios The Best

deportes

¡Un 'Pony' anda suelto! Luka Modrić fue elegido como The Best 2018

deportes

Un intratable América de Cali visita a un renovado Envigado

Featured

¡Melissa Martínez se va del Canal RCN! Así despidieron a la periodista deportiva

Así quedó la tabla de posiciones de la Liga Águila tras la fecha 11

El descarado piropo de Pipe Bueno a Melina Ramírez en Yo Me Llamo

Así fue la fiesta sorpresa que le hicieron a Melissa Martínez para despedirla

Tras perder el Superclásico, Boca Juniors va por dos arqueros colombianos ya