Se acercaba el final del primer tiempo en Palmaseca. El Deportivo Cali ya ganaba 1-0 al Boyacá Chicó y tenía un tiro libre para terminar el partido. Al frente se alineó un muchacho de solo 17 años, llamado Déiber Caicedo Mideros. El joven delantero clavó el balón de manera brillante en el arco 'ajedrezado', aumentando la ventaja de su equipo.

Tras el gol, recibió una camiseta con una foto estampada: la de su hermana María José, que murió con solo 11 años luego de un asalto en su natal Barbacoas (Nariño).

El anotador relató al final del partido su historia entre lágrimas, luego de marcar el que fue su primer gol como profesional. “La celebración es dedicada a mi hermana que falleció y a toda mi familia que tanto me ha apoyado en este proceso”, dijo.

Déiber Caicedo tuvo una difícil infancia, más allá de la muerte de su hermana. En su niñez sufrió de la falta de recursos en una de las regiones más país, como lo es el Pacífico nariñense, y con mucho sacrificio de sus padres llegó a Cali para vincularse a las inferiores del equipo 'azucarero'. A los 10 años fue invitado por el Milán a una prueba en su territorio.

El proceso de Caicedo ha sido muy efectivo: ha sido parte de los procesos de la Selección Colombia sub15 y sub17, llegó a jugar incluso en el Mundial de la India y en los Juegos Bolivarianos de Santa Marta. El jugador también empezó a ganarse la confianza del técnico 'azucarero' Gerardo Pelusso, y dio un impulso al equipo para la goleada 4-0 contra el Chicó.

Más noticias del deporte aquí

Sigue Leyendo

deportes

Tolima, DIM, Águilas y Junior: los 4 fantásticos del fútbol colombiano

deportes

La Equidad tiene el desafío de eliminar al favorito Junior

deportes

Once Caldas tiene la misión de dar vuelta la serie ante Rionegro

Destacados

Tolima, DIM, Águilas y Junior: los 4 fantásticos del fútbol colombiano

¡Jesurún se decidió! Este es el DT elegido para ser el reemplazo de Pékerman

La Equidad tiene el desafío de eliminar al favorito Junior

Bucaramanga va por la heroica ante un crecidísimo Medellín

Unión Magdalena y Cúcuta juegan por 'la gaseosa' en Santa Marta