Tras un estudio y cruce de datos, el Concejal Rolando González, advirtió que la campaña ´El Poder del Cono´, a cargo de la Secretaría de Movilidad de Bogotá, “se rajó en su intento para frenar el mal parqueo en la capital”.

El cabildante cuestionó los bajos resultados de la campaña pedagógica emblema de la Secretaría de Movilidad, donde grupos de personas vestidas cómo conos, con mensajes audibles buscan llamar la atención para evitar el parqueo de los carros particulares en sitios prohibidos.

De acuerdo con González, en un recorrido realizado por en los puntos donde actuó el poder del cono,  observó que siguen persistiendo de forma habitual, los carros mal parqueados en los mismos lugares.

“Una campaña que le cuesta a la ciudad mensualmente $40 millones y una inversión acumulada de $1.400 millones, debería ser priorizada mayoritariamente en sectores donde se pueda hacer un trabajo pedagógico y de acercamiento con el conductor, en vez de ser priorizadas en zonas donde debería aplicarse las medidas sancionatorias, como los comparendos o la inmovilización del vehículo” indicó el Cabildante.

Por su parte, desde la Secretaria de Movilidad aseguraron que la campaña se pensó como una herramienta, pero no es la solución al problema de los mal parqueados, según advirtió Caracol Radio  

 

MÁS NOTICIAS DE BOGOTÁ Y EL PAÍS, AQUÍ 

También le puede interesar: 

 

Sigue Leyendo

Bogotá

Nicky Jam se encuentra con su doble en Colombia

Bogotá

Video Impacta en redes sociales por brutal puñetazo de alumno a profesor

Bogotá

Cuatro miembros de la Policía terminaron capturados por procedimiento irregular

Destacados

Niña de 11 años escribe devastador mensaje antes de quitarse la vida

Novia decidió revelar los ardientes chats de su prometido y la amante en plena boda

La fuerte agresión de un pasajero a un auxiliar de vuelo al sufrir de diarrea en pleno vuelo

Ariadna Gutiérrez fue criticada por vestido transparente que mostró su ropa interior en los Grammy Latinos

Tragedia escolar por regaño a un alumno que decidió lanzarse de un puente