El detenido, identificado como Raúl Gutiérrez Sánchez, se comunicaba vía Telegram con grupos extremistas islámicos y había entrado en Colombia de forma ilegal con el objetivo de atentar en la “Zona Rosa” de Bogotá.


La Fiscalía le imputó este miércoles a Gutiérrez los delitos de concierto para delinquir y terrorismo, que no aceptó.

Durante la audiencia, que se cumplió en los juzgados de Bogotá, ciudad a donde fue trasladado el capturado, se indicó que el ataque terrorista sería con “explosivos contra un restaurante” visitado por estadounidenses.

Según el diario El Tiempo, el atentado estaba pensado para este martes, por lo que las autoridades adelantaron el operativo de detención.

La investigación determinó que el detenido se comunicaba por la red de mensajería Telegram con grupos extremistas islámicos y su objetivo “era dar muerte a ciudadanos norteamericanos para dar fuerza a grupos extremistas religiosos”.

En las pruebas recopiladas por los investigadores se evidencia que Raúl Gutiérrez “sostiene conversaciones frecuentes con esas personas y relaciona temas de la ejecución de una acción terrorista”.

Al finalizar la audiencia, el capturado dijo a periodistas sobre los cargos que le fueron imputados: “lo vamos a discutir”.

Gutiérrez comenzó a ser seguido por autoridades nacionales tras el aviso de agencias extranjeras de seguridad, lo que terminó con su detención.

En varias conversaciones intervenidas el 2 de marzo pasado, el detenido habló con alguien fuera de Colombia, al parecer un ciudadano marroquí que vive en España.

“Alá te recibirá en el paraíso con sus brazos abiertos. Hazlo en nombre de ISIS. Mira al hermano de Estados Unidos en Nueva York que atropelló a los infieles. Lo hizo sin ayuda de la organización. Los hermanos en Inglaterra que acuchillaron y atropellaron no lo hicieron con la ayuda del ISIS, pero sí en su nombre. Solo te pido que lo hagas en nombre de ISIS”, le manifestó el marroquí al cubano.

En el diálogo, Raúl Gutiérrez Sánchez le indica a su interlocutor que ya estaba “haciendo seguimientos a personal de la Embajada (de Estados Unidos en Colombia) y a políticos nacionales”.

Para este jueves se tiene previsto que el juez decida si envía a la cárcel al capturado, quien fue expulsado de Colombia en 2017 por haber ingresado de forma irregular.

MÁS DE BOGOTÁ AQUÍ

Sigue Leyendo

Bogotá

El rincón de Europa donde una frontera medieval divide casas, calles y comercios en dos

Bogotá

Cómo la igualdad de oportunidades para ricos y pobres ayudó a que Finlandia se convirtiera en referencia mundial en educación

Bogotá

Atlético Nacional va a la carga por director técnico de una selección sudamericana

Destacados

¡Amparo Grisales se emberracó con imitador de 'Yo me llamo'!

Shakira es criticada por 'pinta' que utilizó para recoger a sus hijos

¿No sabía que estaba en vivo? Vanessa de la Torre se despachó contra Claudia Elena Vásquez en video

Exmánager de Eileen Moreno y Alejandro García involucrado en nuevo escándalo

"Nos amamos, pero no tenemos sexo": las parejas que eligen vivir sin tener relaciones sexuales