"¿Cómo algo grande está en peligro?": Ted Danson

El actor, abogado y vocero habla de los grandes retos que enfrenta Oceana, el más grande grupo defensor que trabaja exclusivamente en la protección de los océanos del mundo.

Por Publimetro Colombia

RETOS
 
“El reto más grande tiene dos caras. Primero hay que convencer a los escépticos de que los océanos realmente están en problemas. Luego de que tendremos la habilidad para volverlos saludables a través de vías prácticas que beneficiarán el medio ambiente y a miles de millones de personas hambrientas a través del mundo. Los escépticos ven la enormidad del océano, su increíble vastedad y piensan: ‘¿Cómo puede algo tan grande estar en peligro? ¿Cómo podríamos agotar la pesca de algo tan grande?’ Pero la realidad es que la pesca marina global está decayendo desde los años ochenta. El 90% de los peces grandes ha desaparecido. Estos son los hechos. Lo que es más problemático es que en la Tierra tendremos nueve mil millones de habitantes en 2050 y tenemos que pensar en cómo alimentarlos. Oceana quiere que la gente se concientice de que los océanos pueden tener un gran rol en arreglar este problema si empezamos una mejor administración en los lugares que más lo necesitan. Podríamos establecer políticas en los 25 países que producen el 75% de la pesca mundial, que permitan la recuperación de las reservas de peces, la ‘curación’ de los océanos y alimentar a 700 millones de personas al día en una forma responsable y sostenible. No solo es posible, sino práctico. Es un reto para difundir este mensaje, es un hermoso sentimiento. Nuestros océanos tienen un enorme potencial para ayudar a la humanidad, así que debemos protegerlos”.
 
ALGO RARO QUE HAYA VISTO
 
“He sido afortunado de ver muchas cosas en los más de veinte años que llevo trabajado por los océanos. He viajado por el mundo compartiendo el mensaje de Oceana. Pero el instante que me hizo empezar este viaje aún sigue siendo el momento más impactante. Fue a mediados de los ochenta, yo estaba caminando con mis hijas por la playa de Santa Mónica. Vimos un letrero que decía: “Playa cerrada por agua contaminada”. Mi hija me preguntó por qué estaba cerrada, qué era lo malo que estaba pasando. No tuve una respuesta para ella. Me molestó no poder explicarle nada, así que empecé a buscar respuestas. Veinte años después sigo luchando por los océanos y estoy orgulloso por estar involucrado en una organización como Oceana, que está solucionando activamente uno de los problemas más grandes que afectan a los océanos”.
 
CÓMO AYUDAR
 
“Involúcrese. Las personas subestiman su habilidad para ayudar a generar un cambio. Cuando se trata de océanos uno puede hacer la diferencia inscribiéndose en la página http://oceana.org y convirtiéndose en un activista virtual. Busquen a sus congresistas y déjenles saber los temas sobre el océano que más les importan a ustedes. Cualquier cosa que las personas elijan, debe hacerse con alegría porque es un trabajo duro. Hay mucho por hacer, pero es importante recordar que se puede acabar con los problemas que afectan a nuestro océanos. No es tarde para salvarlos y alimentar al mundo”.
 
Romina McGuinness/MWN
Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo