La agridulce condena contra Arias Cabrales por los desaparecidos de Palacio

La sentencia es la más alta impuesta a un mando militar por los hechos, pero solo tiene en cuenta a cinco víctimas.

Por COLPRENSA
Análisis
“Es un paso importante”

Para el abogado penalista Jorge Molano, abogado de las víctimas del Palacio de Justicia, la condena contra Arias Cabrales es un “paso importante” para llegar a la verdad sobre los desaparecidos durante y después del Holocausto, pero tiene un sabor agridulce. “Sin duda, lo más importante de la sentencia es el hecho de que se ordenarán investigar las violaciones al Derecho Internacional Humanitario (DIH) durante la operación de recuperación del Palacio de Justicia, lo que implica que otros altos mandos militares deberían ser vinculados a la investigación, sobre todo, el general (r) Rafael Samudio Molina, quien fungía como comandante del Ejército para la época de los hechos. Pero además, tiene que establecerse la responsabilidad más allá del comando del Ejército de la época, y pasar a la Policía Nacional, los ministros de despacho y todos aquellos que tuvieron conocimiento de lo sucedido después del traslado de los reportados como desaparecidos desde el Palacio, hasta el Museo de la Casa del Florero.

Víctimas
“Es una condena seca”

Para Juan Franciso Lanao, hijo de Gloria Isabel Anzola de Lanao, una de las reportadas como desaparecidas que no fue tenida en cuenta en la condena contra Arias Cabrales como víctima, fue una sentencia “seca”. “No se tuvo consideración con todas las víctimas y se llegó a un fallo que privilegia al general. Han pasado 29 años de impunidad y apenas se reconocen cinco víctimas. Al parecer, tendremos que esperar otros 29 años para que todos los desaparecidos sean tenidos en cuenta como iguales. Esperamos que esto no siga sucediendo y que esta condena de verdad sirva para llegar a la verdad de lo acontecido.

A la espera de ser trasladado a un centro penitenciario, en la Escuela de Infantería de Bogotá permanece recluido el general en retiro Jesús Armando Arias Cabrales, a quien se le ratificó una condena de 35 años por la desaparición forzada de 5 personas que salieron vivas del Palacio de Justicia después de la toma y la retoma de 1985.

La condena, dejada en firme por el Tribunal Superior de Bogotá, es la más alta en contra de un mando militar por los hechos ocurridos hace 29 años que, para muchos, siguen en la impunidad.

Sin embargo, la decisión no está en firme completamente, pues se espera que la defensa del militar en retiro presente un recurso de casación para que, como con el proceso del coronel (r) Alfonso Plazas Vega, pase a estudio de la Corte Suprema de Justicia.

Cinco víctimas
El fallo condenatorio contra Arias Cabrales tiene 305 páginas. La importancia de la sentencia alcanza el hecho de que se pidió investigar al Ejército por presuntas violaciones al Derecho Internacional Humanitario (DIH) durante la retoma, pero para los familiares de los desaparecidos tiene un sabor agridulce.

Y es que, aunque son 11 las personas reportadas como desaparecidas del Holocausto, el fallo solo tiene en cuenta a 6 de ellas. En la primera sentencia, apenas se habían tenido en cuenta 2.
La condena habla del administrador de la cafetería Carlos Rodríguez, Bernardo Beltrán Hernández, la señora que lavaba los platos Luz Mary Portela León, el chef David Supes Celis y la guerrillera Irma Franco.

En ese sentido, el Tribunal anuló parcialmente la sentencia de primera instancia para indicar que el oficial no es responsable respecto de lo ocurrido con Cristina del Pilar Guarín, Héctor Jaime Beltrán, Gloria Stella Lizarazo Figueroa, Norma Constanza Esguerra, Lucy Amparo Oviedo y Gloria Isabel Anzola.

Las pruebas reina
Para tomar la decisión, el Tribunal se basó, sobre todo, en las imágenes grabadas por los medios de comunicación el 7 de noviembre de 1985, en las que se ve salir del Palacio, con vida, a las personas reportadas como desaparecidas.

Según se explicó, los videos fueron vistos cientos de veces para hacer la trayectoria y el recorrido de cada una de las personas que se veían en dichas imágenes.

A partir de ahí, el Tribunal elaboró un video propio para confrontar los testimonios de los familiares, los registros entregados y los registros existentes por medios que le permitieron señalar, más allá de toda duda razonable, no solo la responsabilidad de los militares en la desaparición de las víctimas, quienes recibieron órdenes directas de Arias Cabrales, sino que solo son cinco las personas que fueron desaparecidas a la fuerza.

Así, El Tribunal enfatizó en la responsabilidad del oficial quien era el comandante efectivo de la operación de recuperación de Palacio por su actitud omisiva de no impedir o intervenir ante la cantidad de reiteración de las instrucciones que se estaban dando en el sentido de acabar con los guerrilleros y que estaban “concretadas en la expresión de que si está la manga, que no aparezca el chaleco”.

Lea también:

Cinco altos mandos en líos por la retoma del Palacio de Justicia

Perfiles: las cinco víctimas de Arias Cabrales en la retoma de Palacio

Insólito robo a 40 personas en las puertas del Congreso

MÁS COLOMBIA AQUÍ

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo