LA RUTA DE LA MALTA: UNA EXPERIENCIA ÚNICA

Para quienes disfrutan la cerveza qué mejor plan que hacer la ruta de la Malta, una experiencia innovadora para quienes les encanta disfrutar de esta buena bebida.

El recorrido incluye una visita a la planta de Bavaria en Tocancipá, donde podrá conocer el mundo detrás de la elaboración de una cerveza. Después una clase con un sommelier lo dejará como todo un maestro cervecero.

Y para terminar el plan, internarse en las frías montañas a las afueras de Bogotá será el complemento perfecto para compartir en medio de una fogata, con amigos y por supuesto, una Club Colombia lo que hará la experiencia completa de la maestría cervecera.

VER MÁS

PLANTA

Descubra la cultura e historia de la cerveza, así cómo su modo de elaboración a solo 40 minutos de Bogotá, en la Planta de Bavaria en Tocancipá, un lugar que invita a descubrir el verdadero placer de esta bebida.
Conviértase en un maestro cervecero recorriendo la planta, aprendiendo cómo se prepara, la manera correcta de servirla, y hasta cómo se elabora paso a paso.

Pasará por lugares increíbles. Verá donde guardan los barriles, observará de cerca el proceso de fermantación, conocerá la función de cada contenedor y hasta aprenderá como sirven la cerveza dentro de las botellas.
Solo de esta forma podrá explorar los procesos, las técnicas y momentos que están detrás de la elaboración de una Club Colombia.

VER MÁS

LA MAESTRÍA CERVECERA EN FOTOS

Disfrutar de la Ruta de la Malta fue una experiencia llena de sorpresas. En estas fotografías encontrará los mejores momentos vividos durante esta aventura y sobre todo,
será testigo de una experiencia exclusiva de Club Colombia.

PLANTA

Descubra la cultura e historia de la cerveza, así como su modo de elaboración a solo 40 minutos de Bogotá, en la Planta de Bavaria en Tocancipá, un lugar que invita a descubrir el verdadero placer de esta bebida.

Conviértase en un maestro cervecero recorriendo la planta, aprendiendo cómo se prepara, la manera correcta de servirla, y hasta cómo se elabora paso a paso.

Pasará por lugares increíbles. Verá donde guardan los barriles, observará de cerca el proceso de fermantación, conocerá la función de cada contenedor y hasta aprenderá como sirven la cerveza dentro de las botellas.

Solo de esta forma podrá explorar los procesos, las técnicas y momentos que están detrás de la elaboración de una Club Colombia.

CATA CERVEZA

El mundo cervecero ofrece hoy en día al paladar del consumidor productos para todos los gustos. Pero, diferenciar las cervezas, sus cuerpos, sabores y olores, no es tarea fácil. Con la cata de las diferentes cervezas podrá evaluar cual le gusta más al transmitirle diversos aromas acordes a su particular gusto.

¿Es capaz de diferenciar varias cervezas al probarlas? En este ejercicio verá que no es fácil adivinar que cerveza es la que está bebiendo por su color, espuma, olor, sabor y cuerpo. Pero con la práctica, y con la ayuda de un experto en la materia seguro que lo conseguirá.

GLAMPING

En la Ruta de la Malta podrá vivir una experiencia única y exclusiva al aire libre en la que podrá disfrutar de toda la maestría cervecera. Suesca es la parada ideal para continuar con la magia de la aventura disfrutando de una Club Colombia. A las afueras de la Capital podrá perderse en el aire fresco y el bosque que lo invita a relajarse y pasar un tiempo único.

Disfrute de una fogata mientras admira las estrellas, ríase con sus amigos mientras disfrutan la noche, comparta las historias más impresionantes y prepárese para acampar de forma glamurosa.

BRUNCH AL AIRE LIBRE

Para finalizar la experiencia de la Ruta de la Malta tendrá la posibilidad de disfrutar de un brunch exclusivo, donde disfrutará de una deliciosa preparación en compañía de la naturaleza y por qué no de una Club Colombia.

La combinación entre lo natural y cotidiano se mezcla en un solo lugar con sabores encantadores que su paladar podrá disfrutar y combinar de una forma especial con el sonido mágico de una buena cerveza. También podrá encontrar.

Definitivamente, la mejor manera de concluir la Ruta de la Malta, una experiencia que debería hacer al menos una vez en vida.