"El Extranjero" ilustrado, una "pesadilla de modernidad"

Por Publimetro Colombia

Madrid, 28 abr (EFE).- Blanco y negro, trazo grueso y máximo expresionismo en unos dibujos que enmarcan a la perfección una de las obras clave de la literatura contemporánea: “El Extranjero”, de Albert Camus, con una nueva edición, ilustrada por el argentino José Muñoz, quien califica el texto de “pesadilla de modernidad”.

La idea surgió de una conversación de Muñoz con su editor de Futuropolis Gallimard sobre los escritores que habían dado luz a sus vidas, explicó el ilustrador en una entrevista con Efe.

“Así, maduró la posibilidad de dibujar ‘El Extranjero"”, un texto que es “un sueño potente, una pesadilla de la modernidad”.

Al respecto, Muñoz recordó las palabras de Mario Vargas Llosa en el prólogo de otra edición de “El Extranjero”, ilustrada en 2001 en ese caso por Eduardo Úrculo. “La libertad puede derivar en animalidad idiota, en feroz indiferencia ante sí mismo y los demás. Y esto es un drama sobrecogedor, quizás la madre y el padre de todos los dramas”.

Con la intención de dar su personal visión de la obra de Camus, Muñoz se embarcó en este proyecto, que aparece en un año en el que se conmemora el centenario del nacimiento del escritor (Dréan, Argelia 7 de noviembre de 1913) y después de que en 2012 se cumplieran los 70 años de la aparición en Francia de la que es su novela más conocida y una de las más importantes del siglo XX.

Por este motivo, las editoriales francesas Gallimard -que es la que gestiona los derechos de la obra de Camus en estrecha colaboración con la hija del escritor, Catherine Camus-, y Futuropolis decidieron lanzar una nueva edición del libro.

Muñoz es discípulo de Hugo Pratt, Alberto Breccia o Francisco Solano, sobre los que señaló: “sus enseñanzas, sus presencias en mí, me siguen acompañando en el camino de la vida y el dibujo, me siguen ilustrando”.

“Soy, en buena parte, un dibujo de ellos que dibuja”, aseguró categórico el ilustrador de “El Extranjero”, libro con la clásica traducción de José Ángel Valente y del que Alianza Editorial ha adquirido los derechos en español para todo el mundo.

“Cuando vimos el libro nos pareció una edición preciosa, por la fuerza de la ilustración y por la consonancia con el texto de ‘El extranjero’ al que el paso de los años ha reafirmado en su fuerza y vigencia”, explicaron a Efe los editores de Alianza.

Se trata de la primera novela ilustrada que publica Alianza, una nueva versión de un clásico que servirá para “ampliar el espectro de lectores de una obra esencial y accesible, en la que las ilustraciones no compiten con el texto sino que lo acompañan y lo subrayan con un enorme respeto por el espíritu de la obra y del discurso del autor”.

En ese contexto, la labor de Muñoz es esencial en esta nueva edición, sus dibujos amplifican la fuerza de las palabras de Camus y lo hace con imágenes con las que el ilustrador ha tratado de “dibujar los paisajes internos de los seres”.

“Mi trabajo consiste en bucear en mis recuerdos, caerme dentro de la anécdota, traficar con los sentimientos que surgen de allí, relacionarlos con mis conmociones, con mis emociones, bajar aún más hasta llegar a iluminar la oscuridades del inconsciente (supongo que colectivo) y luego subir hacia la luz del día con algún que otro dibujito”.

Antes de embarcarse en “El Extranjero”, el argentino ya había trabajado en otros dos textos de gran peso literario: “El perseguidor”, de Julio Cortázar y “La agonía del rufián meláncolico”(de Los siete locos), de Roberto Arl.

“Aún no he ilustrado textos literarios que no me hayan conmocionado en un momento anterior de mi vida, no sé si sería capaz”, reflexionó Muñoz.

Y reconoció que antes de empezar a trabajar en este nuevo proyecto, revisó el trabajo que hizo Úrculo. “Me gustó mucho, hay fuerza y luz. Y me gustan también sus obsesiones pictóricas”.

Porque la luz, “que ciega, soba y carcome las formas y sus sombras” es uno de los elementos esenciales en la obra de Muñoz, que decide si usar o no color por puro instinto.

“Por largo tiempo la realidad fue para mi solamente blanca y negra. Pero con ‘El Extranjero’ el blanco y negro me pareció obligatorio, un must, como se dice en inglés”.

Alicia García de Francisco

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo