Mark Andrews: El desafío de un valiente

En su debut como director aprendió bastante sobre presión. Aunque ha sido un miembro de larga trayectoria del equipo de Pixar y la mano derecha del director Brad Bird, tuvo un arduo reto al echarse al hombro la película ‘Valiente’.

Por Publimetro Colombia

El reto llegó para Andrews luego de que tuvo que reemplazar a la directora original, Brenda Chapman. Sin embargo, Andrews ama esa clase de retos casi más de lo que ama a Escocia, lugar en el que transcurre la historia de esta película.

Escocia parece un sitio muy místico, cada locación alberga alguna clase de mito…

Y lo es, lo es. Todo contenía una historia. No había nada no tuviera una historia. Cada arroyo, cada rama, cada cosa. Y esa era su cultura, compartir esas historias y uno conocía esas locaciones porque tenía que volverlas memorables, si no es que algo realmente sucedió allí. Mientras desarrollábamos la película queríamos incluir ese aspecto, que cada personaje está contando una historia o que se sabe alguna historia, o que hay una historia sobre todo lo que pasa en ‘Valiente’. Al final, uno se queda con una historia de una historia, dentro de una historia dentro de otra historia, todo entrelazado en una película.

¿Tuvo experiencias místicas allá?

Durante mi luna de miel estábamos en un hotel en Oban y encima de una mesa había un montón de artículos de periódicos sobre la historia del hotel. Me puse a ojearlos y de repente dije: “Oh, Dios mío, hay un fantasma en la habitación 216”. Y apenas terminé de leer eso, el recepcionista nos entregó las llaves de la habitación 215. Y yo dije: “Oh, rayos”. El fantasma solo se les aparece a las mujeres para prevenirlas frente a los hombres. El espíritu es el de una mujer que se mató por saltar de una ventana porque el hombre que amaba se fue al mar, no le dijo cuándo regresaba y cuando lo hizo, le dijo que había conocido a otra. Así que lo está esperando para una cita, pero nunca volvió y por eso se suicidó. El fantasma vuelve a revivir la última noche en que estuvieron juntos, la discusión, y arregla los muebles en la habitación como estaban ese día. Así que las criadas siguen viniendo y solo dicen: “Ah, solo es el fantasma”.

Usted debe ser consciente de que cuando se hace una película con Disney, sobre una princesa, es inevitable hacer comparaciones.


Somos hijos bastardos de Disney, no lo olvide. Somos conscientes de eso en el sentido que sí, es una princesa, pero, ¿por qué es una princesa? Pudo ser más catastrófico. Ella no podía ser solamente una egocéntrica lechera que podía salir corriendo y casarse con cualquiera. Todos decimos “no importa, déjenla casarse con cualquiera”. Pero tenemos a este personaje que simplemente no está interesado en hacer esas cosas. “Señorita, usted será reina algún día. Tiene que subir de posición”. Tenemos ese concepto. Pero rápidamente cambia y se aparta de esa idea. Es solo un concepto muy superficial. Pero por ser tan sencillo y porque la gente cree que todas las películas de Disney con princesas son lo mismo, está muy bien. Hay que dejarlos pensar eso y que nunca traten de anticiparlo.

Desde que usted empezó con este proyecto, ¿qué tan involucrado estaba con el reparto?

A la única persona a la que tuve que hacerle casting fue a Kelly Macdonald. Ya teníamos a Reese Witherspoon, ella estaba bien, pero la película se estaba demorando mucho y tenía otras cosas por hacer, así que tuvo que hacerse a un lado. Cuando entré, teníamos que seguir un año más con ella, pero dijo que tenía otras películas y que no podía comprometerse más. Tristemente, por problemas de calendario, tuvo que abandonarnos. Así que dije: “Por Dios, me involucro en la película y ya no tenemos personaje principal. ¿Qué debo hacer?”, bueno, tuve que buscar un personaje principal rápidamente, para el lunes, porque era muy urgente. Encontramos a Kelly Macdonald, estaba disponible y optimista, además es muy buena. No sé en qué estaba, con sólo oírla y ver algunos clips, pensé “¿podría hacer este tipo de comedia? ¿Podía hacer este tipo de personaje?”. Después me decidí y pensé que sería muy buena cuando hablé con ella y la oí leer algunas líneas.

Ned Ehrbar-MWN

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo