Argentina celebra la propuesta del G-77 a la ONU sobre la reestructuración de la deuda

Por Publimetro Colombia

Buenos Aires, 29 ago (EFE).- Argentina saludó hoy la decisión del G77 más China de presentar una propuesta en Naciones Unidas sobre la conveniencia de establecer un marco regulatorio para los procesos de reestructuración de deuda soberana.

La propuesta será debatida el próximo 9 de septiembre, según anunciaron hoy en Buenos Aires el canciller argentino, Héctor Timerman, y el ministro de Economía, Axel Kicillof, que expresaron su confianza en que la reunión de Naciones Unidas permita crear una nueva convención internacional sobre deuda soberana.

La iniciativa persigue aprobar una “Convención Multilateral para establecer un marco jurídico regulador de los procesos de reestructuración de las deudas soberanas” con el objetivo de aumentar la “eficiencia y previsibilidad” de esas negociaciones y la estabilidad económica de los países involucrados, apuntaron.

La propuesta del G-77 más China, explicó Timerman, está motivada por la situación actual en Argentina, sacudida por una crisis de deuda provocada por un fallo del juez estadounidense Thomas Griesa a favor de fondos especulativos que reclaman a Buenos Aires el pago íntegro de los bonos soberanos.

En caso de que Naciones Unidas apruebe la petición, Argentina y otros países interesados podrán presentar sus aportaciones para escribir la convención.

En el caso argentino, el canciller subrayó su interés por preparar un proyecto que estaría listo “antes de fin de año” y se convertiría en una suerte de “Ley de Quiebras que le hace falta a los países”.

“Si la mayoría vota afirmativamente, en menos de un año la Argentina habrá dado al mundo una Convención para resolver en forma justa, equitativa y no bajo amenazas de un sistema que pueda establecer un juez o un país, sino en base a lo que resuelvan todos los Estados miembros de las Naciones Unidas”, dijo Timerman en rueda de prensa.

El canciller defendió “la necesidad de crear un marco legal” para llenar el “vacío que ha permitido al juez Griesa tomar las decisiones que tomó”.

La decisión de Griesa, denunció por su parte el ministro de Economía, “va a complicar el funcionamiento de las finanzas internacionales”.

“Un juez y tres millonarios están complicando hasta tal punto las reestructuraciones de deuda internacionales, que probablemente el día 9 en las Naciones Unidas se tome el caso argentino como un disparador de una nueva convención internacional”, insistió Kicillof.

“Nunca más a los Griesa, nunca más a los Singer”, dijo el ministro en alusión a la demanda contra Argentina interpuesta por el fondo NML, que encabeza el multimillonario Paul Singer y que originó el fallo del juez estadounidense.

Para Kicillof, “el sistema judicial norteamericano ha puesto a Argentina en una posición absolutamente inesperada para todo el mundo” con una decisión que “no esta acompañada por la más mínima lógica” y que se ha transformado en “un problema que atañe al sistema financiero global”.

El titular de Economía consideró que la aprobación de una iniciativa internacional en Naciones Unidas sobre deuda debería afectar al conflicto legal que mantiene Argentina con los fondos especulativos, aunque admitió que “depende de los términos que se adopten en la Convención”.

Para Kicillof, “sería extraño” que si el caso argentino es lo que “gatilla” (impulsa) la necesidad de esta convención no lo “afecte de algún modo”.

No obstante, subrayó que “no queremos ser un ejemplo de estudio, queremos que esta convención llame a la lógica y que lo que resuelva se aplique también al juez Griesa” y recalcó que se demostrará que “este es un problema internacional” y que merece ser resuelto.

Tras el fallo de Griesa, Argentina afronta una millonaria sentencia que le obliga a pagar a los fondos de inversión litigantes el monto íntegro reclamado y mantiene bloqueados los pagos a parte de sus acreedores de deuda reestructurada.

Buenos Aires, 29 ago (EFE).- El Gobierno argentino aseguró hoy que no habrá sanción para la filial local del Citibank siempre que cumpla “con las normas argentinas”, después de que esta semana fuese revocado el permiso para operar al Bank of New YorK-Mellon (BoNY), otro de los agentes fiduciarios del conflicto de la deuda.

El ministro de Economía, Axel Kicillof, afirmó hoy que la filial local del Citibank “no va a ser pasible de ninguna sanción” si cumple con las normas argentinas y recalcó que quien ejerce la actividad regulatoria en esta área es el Banco Central.

“En tanto cumpla las normas argentinas, no va a ser pasible de ninguna sanción”, insistió Kicillof, durante una rueda de prensa en la que Argentina celebró la decisión del G77+China de pedir a las Naciones Unidas un debate para establecer un marco de normas internacionales sobre los procesos de reestructuración de la deuda soberana.

El “incumplimiento regulatorio de parte del Citibank de Argentina es algo que tiene que resolver el Banco Central”, recalcó Kicillof, para zanjar los rumores que colocaban al Citibank en el punto de mira del Ejecutivo de Cristina Fernández tras la inhabilitación para operar al BoNY.

El Banco Central argentino revocó este martes la representación del BoNY en el país por el incumplimiento de sus obligaciones para desarrollar la actividad, ya que no tiene operaciones activas vigentes desde diciembre de 2012 y no financia a residentes desde 2013, según la resolución emitida por el organismo.

El Bank of New York-Mellon es uno de los agentes fiduciarios establecido por los contratos de los canjes de 2005 y 2010 para intermediar en el pago bonistas de deuda reestructurada que recientemente se vieron afectados por el bloqueo impuesto por el juez neoyorquino Thomas Griesa.

Argentina considera que tanto el BoNY como el resto de agentes fiduciarios, entre ellos Citibank, incumplen las obligaciones que tienen por contrato al acatar la orden de Griesa y no derivar a los acreedores los fondos depositados por el Gobierno en el último vencimiento.

Nueva York, 29 ago (EFE).- El juez estadounidense Thomas Griesa, que instruye el caso entre Argentina y los fondos con bonos de deuda en mora desde 2001, convocó hoy una nueva audiencia para el 10 de septiembre en Nueva York a petición de uno de los litigantes, el fondo NML Capital.

El fondo solicitó al juez Griesa esta vista para que Citibank presente documentación que aclare su situación, después de que el magistrado le permitiera hacer el pago de una sola vez a parte de los bonistas de deuda reestructurada y mientras el banco sigue argumentando que este pago no le evita el conflicto entre las legislaciones argentina y estadounidense.

Este dinero había sido bloqueado por Griesa al no respetar la cláusula “pari passu” que protegía a los litigantes de cobrar su deuda más tarde que los bonistas que sí se acogieron a los canjes de deuda de 2005 y 2010, pero el magistrado acabó haciendo concesiones al entrar en conflicto legal con otras legislaciones.

Citibank y otras entidades financieras que recibieron orden de realizar ese pago de deuda en una sola entrega también han sido convocados para el 18 de septiembre a una discusión oral en el Tribunal de Apelaciones de Nueva York.

Desde que el 30 de julio se declarara el cese de pagos selectivo en Argentina, el caso en Nueva York se ha ramificado tanto por las partes implicadas como para las no partes afectadas.

Por un lado, Argentina ha ofrecido un nuevo canje para los bonistas de deuda previamente reestructurada que permita el pago de la deuda bajo legislación del país suramericano y ha retirado la licencia en Argentina del Bank of New York Mellon (BoNY), que tiene congelados los 539 millones de llevaron al “default”.

Mientras, los llamados “fondos buitres” han emprendido una investigación de empresarios vinculados con el Gobierno de Cristina Fernández y su fallecido marido, el expresidente Néstor Kirchner.

Además, los bonistas europeos acusaron a Griesa de extralimitarse y han emprendido acciones legales en el Viejo Continente para poder cobrar el dinero que fue bloqueado por la Justicia de Estados Unidos.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo