Italia resiste a la presión en la subasta de los bonos a dos años

Por Publimetro Colombia

Roma, 26 jul (EFE).- El Tesoro italiano superó hoy la presión sobre sus mercados al colocar el máximo de 2.500 millones de euros que ofrecía en bonos a dos años con un ligero aumento del tipo de interés, aunque se marcó el mayor rendimiento en este tipo de deuda desde la entrada del euro.

La subasta de hoy era la primera de una tanda de tres, que concluirá con la emisión el próximo lunes de 4.750 millones en bonos a cinco y diez años, que se celebraba en medio de las presiones a la prima de riesgo del país, que había vuelto a superar los 500 puntos.

La prima de riesgo llegaba así a los niveles del pasado noviembre, lo que abocó a la dimisión del presidente del Gobierno, Silvio Berlusconi.

En concreto, el Tesoro italiano logró adjudicar hoy el máximo de 2.500 millones de euros que ofrecía en bonos bienales, pero tuvo que subir el interés al 4,86 %, respecto al 4,712 % que pagó en la pasada emisión de junio.

Se trata del mayor interés pagado por los bonos a dos años desde la entrada del euro, ya que el pasado noviembre había marcado el récord de 4,806 %.

Los analistas destacaron que la demanda fue buena, pues se pidieron 4.442 millones, y el ratio de cobertura fue de 1,78 veces respecto al 1,652 de la pasada emisión.

A pesar de la subida de 0,15 puntos porcentuales respecto a la emisión del mes pasado, los analistas no consideran demasiado alarmante el resultado “pues el bono a dos años se ha pagado a 91,68 euros, lo que resulta solo 7 céntimos superior a lo esperado y se ha conseguido colocar todo el monto ofrecido”, destacó el analista del banco ING Alessandro Giansanti a los medios de comunicación italianos.

Los expertos consideran que por el momento y vista la presión sobre los mercados se ha conseguido mantener el tipo de interés de los bonos con vencimiento en 2014 por debajo de la barrera psicológica del 5 % y que el ratio de cobertura fue bastante bueno.

“Ha habido una buena cobertura y aunque los costes son altos, la marcha de la subasta es sinónimo de que aun hay confianza”, añadía Giansanti.

Tras la subasta, la prima de riesgo de Italia, que se mide con el diferencial entre el bono italiano a diez años y el alemán del mismo plazo, se situó en 521 puntos básicos, después de que había llegado a los 523 tras una apertura en 513.

Sobre la subasta sobrevolaba la posible apertura del Banco Central Europeo (BCE) a estudiar nuevas medidas destinadas a los países con más problemas de la zona del euro.

Poco después de la subasta, el presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, dijo en Londres que esta entidad “hará todo lo necesario para preservar el euro”.

Palabras que relajaron la prima de riesgo italiana y la hicieron colocarse por debajo de los 500 puntos y que mañana también podrán influir en la emisión de 8.500 millones de bonos con vencimiento en enero de 2013 que celebrará el Tesoro italiano.

Por otra parte, el Gobierno del tecnócrata Mario Monti intenta aprobar lo antes posible la llamada “spending review” (revisión del gasto, en inglés), una serie de recortes del gasto publico que intentarán evitar la subida de dos puntos del IVA, hasta el 23 %, prevista para octubre, pero que está provocando el malestar en varios sectores.

Se prevé que estas medidas puedan evitar la subida del IVA al recortar 4.500 millones para esta segunda mitad de 2012, 10.500 millones de euros para 2013 y de 11.000 millones para 2014.

Aunque según los medios italianos, Europa sigue preocupada ya que esta medida no conseguiría reducir la deuda pública italiana que según los últimos datos de Eurostat, en el primer trimestre alcanzó el 123,3% del Producto Interior Bruto (PIB) solo por encima de Grecia y tocando un nuevo máximo histórico.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo