En un mes se sabrá cuánto dinero necesita la banca española, dice el Gobierno

Por Publimetro Colombia

Madrid, 31 may (EFE).- El ministro español de Economía, Luis de Guindos, dijo hoy que en un mes se conocerán las necesidades de financiación de la banca española, aunque no será hasta finales de julio cuando concluya la auditoría del conjunto de las entidades.

En su intervención en el Parlamento para convalidar la última reforma financiera, De Guindos explicó que el próximo 11 de junio el Fondo Monetario Internacional (FMI) publicará las conclusiones de su estudio sobre la banca española.

En esa fecha aparecerán las necesidades de capital del sector financiero español y una semana más tarde, aproximadamente, las dos consultoras contratadas por el Ministerio de Economía y el Banco de España para evaluar la banca española terminarán su labor.

De ese modo, a finales de junio se conocerán las necesidades de financiación del sistema financiero, aunque las auditoras que se contratarán en breve seguirán evaluando el balance de los bancos españoles para terminar su trabajo a finales de julio.

El ministro español de Economía recordó que todas las entidades estarán obligadas a traspasar sus activos inmobiliarios a sociedades para facilitar su venta, con la excepción de los bancos nacionalizados, donde la decisión de transferirlos la tomará el Estado.

De Guindos anunció que el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) será el que decida si los bancos nacionalizados deben crear estas sociedades inmobiliarias y, en ese caso, estarán obligados a vender al menos un 5 % de los activos cada año.

En su intervención, el titular de Economía justificó que el nuevo saneamiento exigido a la banca por sus activos inmobiliarios teóricamente sanos, lo que supondrá un esfuerzo de 28.000 millones de euros, es una medida “indispensable”, junto con el resto de las adoptadas por el Gobierno español para superar la crisis.

Además, reprochó que todas las medidas financieras aprobadas por el Ejecutivo del socialista José Luis Rodríguez Zapatero -en el poder en España hasta diciembre pasado- no lograron despejar las dudas sobre la banca española, con un riesgo promotor próximo a 307.000 millones de euros.

Por eso, en su opinión, era necesario aumentar las provisiones para cubrir ese riesgo inmobiliario, y no sólo sobre los activos problemáticos, lo que suponía provisionar unos 54.000 millones de euros, sino también sobre los teóricamente sanos, sobre los que se centró la reforma financiera aprobada a principios de mayo.

Se trata de que al final el esfuerzo total de provisiones más el colchón de capital que se les exige a las entidades ronde los 137.000 millones de euros, con lo que la cartera de riesgo promotor (307.000 millones de euros) quedará cubierta a una media del 45 %, frente al 18 % del cierre de 2011.

Un esfuerzo importante concentrado en el tiempo, principalmente este año, y que hubiera sido menor si el saneamiento se hubiera llevado con más rotundidad hace tres años, reprochó el ministro a la los diputados socialistas.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo