Europa mantiene en vilo a Wall Street

Por Publimetro Colombia

Nueva York, 23 may (EFE).- La posibilidad de que Grecia abandone la zona euro, el rifirrafe entre Francia y Alemania en torno a los eurobonos y la incógnita sobre las propuestas que surgirán de la cumbre de Bruselas mantuvieron hoy en vilo a Wall Street, que cerró prácticamente plano por segunda sesión consecutiva.

El Dow Jones de Industriales, el índice de referencia del parqué neoyorquino, acabó la jornada con un mínimo descenso del 0,05 % o 6,66 puntos, con lo que terminó en las 12.496,15 unidades, casi igual que el cierre del martes, cuando acabó con otro retroceso marginal del 0,01 %.

El compás de espera se ha instalado en Wall Street, que no le quita el ojo ni un segundo a cada noticia proveniente del otro lado del Atlántico con la intención de descifrar las posibles medidas que se puedan gestar en la reunión informal de líderes de la Unión Europea (UE) que arrancó en Bruselas.

Si en un primer momento ese encuentro se había esperado con cierto optimismo, el ánimo fue mutando para pasar por el escepticismo, el pesimismo y finalmente el desconcierto, ya que el inicio del encuentro se convertió en terreno de batalla sobre los eurobonos entre el presidente francés, François Hollande, y la canciller alemana, Angela Merkel.

A su llegada a la reunión, la mandataria alemana puso de manifiesto una vez más su profundo rechazo a la creación de eurobonos, de los que dijo que “no contribuyen al crecimiento”, mientras que Hollande siguió defendiendo esa emisión de deuda conjunta.

Pero el debate sobre los eurobonos y la necesidad de fomentar el crecimiento en la zona euro no fueron los protagonistas en el inicio de esa cumbre informal, sino que lo fue el fantasma de una posible salida de Grecia del euro que resucitó el martes con las palabras del exprimer ministro de ese país Lukás Papadimos.

Papadimos presentó el abandono de su país de la zona euro como un riesgo real e incluso afirmó que se estaban considerando ya los preparativos para lo que se ha denominado en este lado del mundo como “Grexit” (un juego de palabras entre Grecia y “Exit”, que significa salida en inglés).

A pesar de que el ex primer ministro griego matizó hoy esas declaraciones al asegurar que no tiene “conocimiento de ninguna preparación específica”, sus palabras reavivaron las dudas sobre la permanencia del país en la zona euro.

Las preocupaciones importadas del Viejo Continente impidieron otra vez que Wall Street celebrara un nuevo dato alentador sobre el sector inmobiliario estadounidense como fue que el ritmo de ventas de casas nuevas aumentase en abril un 3,3 %, más de lo esperado, según el Departamento de Comercio.

Tampoco se pudo festejar que Facebook lograra interrumpir las fuertes caídas de los dos últimos días al cerrar con una subida del 3,23 %, y eso pese a la demanda de un grupo de accionistas contra la empresa y sus bancos colocadores, a los que acusaron de esconder que preveían una “severa” reducción de los ingresos de la red social antes de sus estreno en bolsa.

El protagonismo de Facebook consiguió que este miércoles se hablara menos del desplome del grupo informático Dell, que cayó el 17,18 % un día después de anunciar que ganó 761 millones de dólares durante el primer trimestre de su año fiscal 2013, el 28 % menos interanual.

Su competidora Hewlett-Packard desveló sus cuentas tras el cierre de la sesión con una acogida mucho mejor: sus acciones se disparaban más del 11 % en las operaciones electrónicas pese a anunciar que ganó un 37 % menos interanual, ya que desveló un plan de reestructuración que pasa por despedir a 27.000 empleados hasta 2014.

Los mercados de materias primas también estuvieron en el punto de mira de los inversores esta jornada, puesto que el petróleo de Texas cayó el 2,1 % hasta cerrar por debajo de la cota de los 90 dólares por barril por primera vez desde octubre.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo