logo
Deportes
 /
Deportes 24/07/2020

“Antes me sentía sola como deportista y como mujer, ahora entiendo que todos tenemos al menos una inseguridad”| JENNIFER DAHLGREN

En el marco del Festival de experiencias online organizado por Airbnb, el Comité Olímpico Internacional y el Comité Paralímpico Internacional, que empezó el 24 de julio y contará con la presencia de grandes deportistas como Naomi Osaka, Yusra Mardini, Rui Hachimura, Allyson Felix, Lex Gillette, entre otros, PUBLIMETRO COLOMBIA habló con la argentina Jennifer Dahlgren, figura del lanzamiento de martillo

Bullying | A pesar de haber sufrido matoneo por su cuerpo al inicio de la carrera, logró superar los miedos dando testimonio y se convirtió en una de las cinco mejores atletas de la década en Argentina

¿Por qué elige el lanzamiento de martillo para su vida?

Desde los cinco años pasé por todos los deportes habidos y por haber. En la adolescencia, cuando tenía 13 años, mi familia regresó a Estados Unidos de Argentina y no encontré el mismo sistema de deporte. Todo era más limitado. Finalmente, un día acompaño a mi hermana al Centro de Alto Rendimiento y el entrenador que estaba me vio condiciones. Él fue lanzador de martillo y desde ese momento me guió. Por eso, como siempre digo: “fue amor a primer lanzamiento”. En seguida me gustó y ya me imaginaba compitiendo en los Olímpicos.

Y ya va por sus quintos Juegos Olímpicos…

Sí, es una locura. A los 14 años soñaba con ir a unos y en ese mismo pensamiento decía ‘qué loco sería estar en cinco’. Honestamente, nunca fue mi intención, solo fue la acumulación de los años y de hacer lo que me apasiona que es lanzar.

Finalista en un Mundial, tres veces campeona sudamericana, bronce en los Panamericanos ¿Quedó algo pendiente por cumplir?

Toda carrera larga tiene altibajos. Sin embargo, siempre di lo mejor que pude en el momento. Con la experiencia que tengo hoy, me encantaría volver a tener 20 años, pero ‘la experiencia es un peine que la vida te da cuando ya te quedaste calvo’, así que mirando para atrás, estoy satisfecha. Mi mayor logro no es una medalla, sino que el lanzamiento de martillo en Argentina es más conocido gracias a lo que hice.

“HOY SIENTO QUE AVANCÉ EN MIS INSEGURIDADES Y MENTALIDAD, PERO NO SÉ SI ALGÚN DÍA LAS VENCERÉ COMPLETAMENTE”

¿Por qué decide contar su historia sobre el bullying que sufrió al comienzo de su carrera?

No sé si lo hice por dar ejemplo o por mí, pero lo hice. Eso de vivir del ejemplo lo estoy haciendo ahora, antes solo era yo viviendo las experiencias. Lograba cosas importantes, pero también tropezaba con mis falencias. En este momento entiendo el poder que tienen esas experiencias como ejemplo de vida.

¿Perdió años como deportista por culpa de esa inseguridad?

Sí. En los mejores momentos de mi carrera no logré ciertos objetivos porque me creía capaz de dar un paso más. Clasificaba a una final mundial, pero no me la creía de ser medallista y eso limitaba. Lo mismo pasó con mi cuerpo. Pasé años odiando mi cuerpo, sintiéndome frustrada y mal conmigo misma. Hoy me doy cuenta de que fueron años que pude haber vivido más plenamente, pero de eso se aprende.

¿Haber estudiado literatura y haber escrito dos libros sobre su historia sirvieron como vías de escape?

Sí, la literatura y la oratoria han sido enormes ayudas en cuanto a catarsis. Cuando bajo mis ideas a la computadora o las comparto en redes, me libero.

EL DATO: Jennifer Dahlgren va por sus quintos Juegos Olímpicos 

Es activa en redes sociales y, aunque la mayoría de comentarios son positivos, las críticas no faltan ¿Cómo ha manejado eso?

En cierto momento de mi carrera fue duro leer las críticas porque algunas eran injustas, así que empecé a aceptar las que tienen que ver conmigo y mis errores, pero sin hacerme cargo de lo que la gente proyecta sobre mí.

¿A qué cree que se debió esa falta de seguridad?

Soy una persona sensible. Muchas veces, de 10 halagos y una sola crítica, me quedaba con la crítica. Por fortuna, con trabajo y acompañamiento de amigos, familia y psicólogos deportivos desciframos de dónde venían esos problemas. Siempre intenté hacer lo mejor que puede con el talento, el esfuerzo y el profesionalismo, manejando las inseguridades y de cosas que afectaban.

Jennifer Dahlgren

¿Esos pensamientos negativos ya quedaron atrás?

Hoy siento que avancé en mis inseguridades y mentalidad, pero no sé si algún día las venceré completamente. Ya soy consciente de los pensamientos que consumo y de las actitudes que tengo, pero sigo lidiando con ciertos fantasmas.

En esta nueva faceta donde expone su historia en libros y charlas, ¿siente más responsabilidad como deportista o como oradora?

Es una gran pregunta. Nunca lo he pensado, pero siento que desde la deportista transmito la dedicación y el profesionalismo, y desde la mujer hablo de las inseguridades, el autoestima y el bullying. Algunos se sorprenden que siendo deportista olímpica tenga conflictos con mi cuerpo. Sin embargo, hablando con otros, descubro que no estoy sola y cada ser humano tiene una inseguridad.

“PASÉ AÑOS ODIANDO MI CUERPO, SINTIÉNDOME FRUSTRADA Y MAL CONMIGO MISMA. HOY ME DOY CUENTA DE QUE FUERON AÑOS QUE PUDE HABER VIVIDO MÁS PLENAMENTE, PERO DE ESO SE APRENDE”

En el Festival de Experiencias organizado por Airbnb y los Comités Olímpico y Paralímpico compartirá junto a otros deportistas que vivieron situaciones similares a la suya, ¿hay alguna historia en particular que la haya marcado?

Luego de leer el libro ‘Open’ de Andre Agassi y ver el documental ‘The Last Dance’ de Michael Jordan, hubo un montón de cosas con las que me identifiqué. Antes me sentía sola como deportista y avergonzada como mujer. Ahora entiendo que hay una comunidad enorme de esas personas. Por eso, me gusta esta experiencia de Airbnb para compartir con quienes pasaron por algo parecido, conocerlos y potenciarnos.

¿Quisiera ser recordada por su impacto como deportista o como oradora?

No sé. No podría elegir. Es una totalidad de las cosas. Si no hubiese sido conocida en el deporte, tal vez mi historia y mensaje sobre la aceptación y el bullying, no se hubieran conocido. Además, no quiero despreciar lo que hice en mi carrera deportiva porque siento que no fue menor. Así que elegiría las dos cosas.

¿Cuál sería el broche de oro soñado para su carrera deportiva y como oradora?

Creo que ya lo tuve. En 2018, cuando Buenos Aires fue sede de los Juegos Olímpicos de la Juventud, se juntaron las dos cosas. Tres días antes de los Juegos, se hizo un foro de olimpismo en acción y de todos los deportistas olímpicos argentinos me llamaron para entrevistar al presidente Mauricio Macri y al presidente del Comité Olímpico Internacional, Thomas Bach, en la sesión inaugural. Ese fue el punto máximo de mi carrera como deportista reconocida en Argentina y también como oradora porque fui la moderadora. Ese momento conectó todos mis aspectos.

Siga a Publimetro Colombia en Google News