Medellín y otras posibles sedes de la ‘final sin fin’ entre River y Boca

Por Román Gómez

La Conmebol se pronunció y aunque no guste a todos, es la palabra que prima. El partido entre River Plate y Boca Juniors, por la final de la Copa Libertadores, continuará pero no en Argentina. La Confederación no quiere perder el botín que supone jugar un superclásico en la final.

Más allá de los desmanes que derivaron en la suspensión del partido en el estadio de River, la final sigue siendo atractiva. Por eso, varias ciudades de Sudamérica y el mundo anunciaron su intención de albergar el partido decisivo.

Conmebol no descarta ninguna posibilidad, pero baraja qué escenario le da mayores garantías. La organización quiere disputarlo a campo lleno y con todas las previsiones de seguridad posible.

Ante esos requisitos, son seis ciudades las que dijeron a viva voz que quieren el Superclásico. De ellas, tres pican en punta, por comodidad, cercanía o antecedentes previos.

Entre las más exóticas surgen dos por fuera del continente. No obstante, para Conmebol todos tienen igual número de chances para ser anfitrión de la final sin fin.

Posibles sedes de la final de la Copa Libertadores 2018

Asunción

Es la casa de la Conmebol y esa es una enorme garantía. La Policía guaraní ya está avisada y se cree en condiciones óptimas para garantizar la final en el estadio Defensores del Chaco, con ambas parcialidades. No obstante, el comandante de la Policía, Walter Vásquez, dijo que recomendaba jugar sin público.

Medellín

El Alcalde de la ciudad, Federico Gutiérrez, anunció que el Atanasio Girardot está en capacidad de albergar el partido del que todos hablan. También aseguró que Medellín es territorio de paz y garantizó seguridad. A su favor, la ciudad tiene una imagen favorable luego de la hospitalidad en el caso Chapecoense.

Miami

Jugarlo en Estados Unidos garantiza que no habrá escándalos, producto de la severa justicia norteamericana. El Hard Rock Stadium, casa de los Dolphins, sería el escenario ideal. Ya organizó allí el clásico Real Madrid vs. Barcelona y también fue sede del amistoso entre Colombia y Venezuela, dos meses atrás, sin incidentes.

Abu Dabi

La resolución urge porque el Mundial de Clubes está a la vuelta de la esquina. Por eso, una idea que se baraja es disputarlo en los Emiratos Árabes Unidos, antes del debut del campeón sudamericano en el certamen. Aunque parezca exótica, el superclásico podría darle expectativa a un torneo que la FIFA piensa reformular en los próximos años.

Belo Horizonte y Génova

Corren desde atrás, pero también expresaron su intención. Brasil e Italia quieren vivir la emoción de un River-Boca y creen estar a la altura de realizarlo. Conmebol no toma muy en cuenta estos pedidos.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo