Millonarios VS Magdalena, el partido que no opacó el holocausto del Palacio de Justicia

Aunque parezca extraño e ilógico, con la transmisión de un partido de fútbol colombiano quisieron opacar lo que sucedía en el Palacio de Justicia aquel 6 de noviembre de 1985.

Por Publisport

Hay muchos que critican el sobrecubrimiento que los medios de comunicación hacen sobre el fútbol porque, supuestamente, intentan disfrazar la realidad de países con muchos problemas y realidades crueles, tal y como la que tiene Colombia desde siempre.

(Lea también: Camacho y Peluffo se reúnen con las barras para planear el Millonarios 2016)

Pues en el caso del holocausto del Palacio de Justicia esta teoría aplica perfectamente, ya que ese suceso que marcó la historia del país y marcó un hito en los conflictos internos, y a pesar de esto aún perduran en el día a día de la realidad nacional. Muchos son los documentos, testimonios e investigaciones que han narrado lo que sucedió, pero el deporte también tiene su punto de vista, más puntualmente los protagonistas del partido jugado el mismo 6 de noviembre de 1985 entre Millonarios y Unión Magdalena en el estadio El Campín.

Para ese día estaba programada la segunda fecha del octogonal final que protagonizaron Cali, Bucaramanga, Juanior, Independiente Medellín, Nacional, América Millonarios y Unión Magdalena. Los planteles de estos dos últimos equipos tuvieron un previo de juego convulsionado, un desarrollo de incertidumbre y al finalizar una apurada salida del estadio El Campín.

¿Cómo lo vivieron los jugadores?

En una buena entrevista, el programa ‘En la jugada’ de la emisora RCN entrevistó a Norberto Peluffo que era jugador de Millonarios en ese momento y que hoy en día se desempeña como director deportivo en el mismo club capitalino. Así narró ‘El Mono’ lo que ocurrió: “Estábamos en un hotel en Zipaquirá, era como un convento o monasterio, me levanté muy temprano, siempre he sido madrugador, prendo el radio y escucho a gente dando noticias agitadas y un ‘traqueteo’ que se escuchaba en el fondo, de disparos”.

(Además: La convocatoria de Pékerman debe resolver 5 problemas)

Aunque los jugadores estaban enterados por la información que se produjo desde el medio día, no se tenía la seguridad de la magnitud del problema: “Todos pensamos que no iba a pasar nada, que iba a haber partido, independientemente que el estadio quedara retirado de donde estaba ocurriendo la tragedia”, Peluffo hace una aclaración de lo que pensaban los jugadores: “No podemos decir que nos obligaron, porque la fecha estaba para es día, se supo que había que jugar, que partido iba a haber, es más que iba a ir por televisión”, esto haciendo referencia a la decisión que tomó el Ministerio de Comunicaciones de poner el partido que se jugaba en Bogotá, algo que se le atribuye puntualmente a Noemí Sanín.

Así como los jugadores estaban con mucha incertidumbre, así mismo fue el ambiente que rodeó el evento deportivo: “En Bogotá el ambiente era más frío que nunca, un ambiente difícil, pesado, lo mismo pasaba en el estadio. Creo que no habían más de 10.000 personas, y eso que era una final”, afirmó Norberto Peluffo al programa de RCN, añadiendo que al terminar el partido fue otra situación extraña: “Así nos tocó jugar, en un ambiente muy tenso, y al final fue peor; no había tiempo de bañarse, la situación era muy difícil, había que montarse rápido al bus porque había que salir de allí”.

El actual director deportivo de los azules es consciente que el partido no pudo haber opacado el holocausto que estaba ocurriendo en el centro de la capital: “El partido quedó 2 – 0, creo que eso hoy no es lo importante, pero tocó jugarlo y no creo que eso haya podido distraer a la gente. Con esa situación vivida y lo que estaba pasando en el Palacio. Puede que la gente lo haya visto, pero con el radio en el oído escuchando lo que estaba sucediendo”.

(Le puede interesar: Valderrama le mandó una ‘indirecta’ a Fredy Guarín)

Nunca temieron por su vida, lo confesó Pleuffo, pero era algo de interés nacional y con repercusión en todos: “Dentro del mismo partido había angustia…. Uno no podía pensar que lo que estaba pasando podía llegar al estadio, no había por donde. Pero sí sabíamos de algo muy grave que estaba sucediendo y que nos tocaba jugar sin saber que estaba pasando. Era entrar una cancha de juego y no saber que pasaba en el Palacio, en Bogotá “.

Aunque no los obligaron: “Hubo una decisión de Dimayor que el partido había que jugarlo… Nos dijeron partido hay y va por televisión… Nos lo pidieron, la orden fue esa”, así habló Norberto Peluffo de lo que pasaba en uno de os hechos que dejó una marca en la historia de Colombia y el fútbol no fue ajeno a esto.

Además de esto, Señal Colombia también publicó en el año 2012 un documento que recordaba lo sucedido y que lo dejamos a continuación, reiterando todo lo que se sabe desde la voz de los protagonistas de aquel Millonarios 2 – 0 Unión Magdalena, que a pesar de todo, se jugó.

>>Más notas del fútbol colombiano en PUBLISPORT<<

 
Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo