30-26. España llega a punto a los cruces

Por Publimetro Colombia

Doha, 23 ene (EFE).- La selección española cumplió con su primer objetivo y cerró la primera fase del Mundial de Catar como líder invicta del grupo A, tras vencer hoy por 30-26 a la de Eslovenia, en un duelo en el que evidenció que llega en plenas condiciones a los octavos de final, en los que previsiblemente se medirá con Túnez.

Lejos parecen haber quedado las dudas iniciales mostradas ante Bielorrusia y Brasil, o los apuros sufridos ante Catar, incluso, ha quedado despejada la sombra que suponía la ausencia del lesionado Arpad Sterbik, tras la sobresaliente actuación del portero Gonzalo Pérez de Vargas.

“Somos dos equipo parecidos, pero espero que nos podamos imponer en defensa y portería, porque creo que es ahí donde podemos ser superiores”, aseguró la víspera el seleccionador español, Manolo Cadenas.

Unas palabras que se encargó de ratificar con un espectacular inicio de partido el joven guardameta español Gonzalo Pérez de Vargas, que ya contabilizaba un total de siete paradas en los ocho primeros minutos de juego.

Esas acciones reforzaron el buen trabajo defensivo del conjunto español, que hoy volvió a dar un nuevo paso adelante en esta faceta con una exhibición de movilidad y constantes ayudas que minimizaron el juego de los talentosos eslovenos.

Una ecuación ganadora, defensa más portería, tal y como había predicho Cadenas, que sólo se vio ensombrecida por un elemento inesperado, la irrupción del cancerbero esloveno Primoz Prost, que cerró el primer tiempo con un total de diez paradas.

Esa estadística explica las dificultades de la selección española, que de nuevo volvió a explotar en ataque la calidad de sus extremos, para abrir definitivamente brecha en un marcador en el que siempre se mantuvo por delante, aunque con rentas nunca superiores a los tres tantos.

Gonzalo Pérez de Vargas rompió esa dinámica con dos paradas consecutivas a lanzamientos de penalti de Jure Dolenec y Dragan Gajic que permitieron a los de Manolo Cadenas ampliar su ventaja hasta los cinco tantos (9-14), que se quedaron en uno menos al llegar al descanso.

Esa diferencia se encargó de consolidarla (16-11) otro de los jóvenes talentos del equipo español, el lateral Alez Dujshebaev, hijo del legendario Talant, que dio muestras de su inmenso potencial con dos goles y una asistencia, además de provocar una exclusión, en el arranque de la reanudación.

El veterano central Uros Zorman, exjugador del extinto Ciudad Real, se encargó de que su selección no se descolgase definitivamente de un partido que, poco a poco, se convirtió en un continuo intercambio de goles.

Circunstancia que se agravó con la expulsión con tarjeta roja directa a los 43 minutos de juego del pivote Gedeón Guardiola, uno de los pilares de la defensa española, tras golpear el rostro del central Dean Bombac.

El extremo español Valero Rivera volvió de nuevo a dejar claro que posee una de las mejores muñecas del torneo, que le permite ofrecer un variado y efectivo catálogo de lanzamientos.

Sus goles, unidos a las paradas de Gonzalo Pérez de Vargas, que cerró el choque con dieciocho intervenciones, dieron el triunfo definitivo (30-26) a un conjunto español que, casi con toda seguridad, se enfrentará a Túnez en los octavos de final.

– Ficha técnica:

30 – España: Pérez de Vargas; Rocas (2), Maqueda (1), Gedeón Guardiola (-), Morros (-), Cañellas (1p) y Ugalde (3) -equipo inicial- Sierra (ps), Víctor Tomás (3), Raúl Entrerríos (2), Aginagalde (2), Andreu (1), Chema Rodríguez (1), Antonio García (3), Rivera (6, 2p) y Dujshebaev (5)

26 – Eslovenia: Skof; Kavticnik (1), Natek (4), Bezjak (4), Skube (-), Spiler (1) y Miha Zvizej (2) -equipo inicial- Prost (ps), Dolenec (4, 1p), Luka Zvizej (1), Gaber (1), Zorman (2), Kozlina (-), Gajic (5, 1p), Bundalo (1) y Bombac (-)

Marcador cada cinco minutos: 1-0, 4-3, 7-4, 8-7, 11-9 y 14-10 (Descanso); 17-13, 19-16, 23-19, 26-21, 26-23 y 30-26 (Final)

Árbitros: Geipel y Helbig (GER). Expulsaron con tarjeta roja directa al jugador de la selección española Gedeón Guardiola (m.43). Además, excluyeron por dos minutos a Cañellas y Maqueda por España; y a Kozlina (2), Miha Zvizej (2) y Kavticnik por Eslovenia

Incidencias: Encuentro correspondiente a la quinta y última jornada del Grupo A de la primera fase del Mundial de Catar 2015 disputado en el Duhail Sports Hall de Doha ante unos 500 espectadores.

Antes del inicio del partido se guardó un minuto de silencio por la muerte del rey de Arabia Saudí.

Doha, 23 ene (EFE).- El seleccionador español de balonmano, Manolo Cadenas, aseguró que el conjunto español llega perfectamente preparado a los octavos de final, en los que previsiblemente se medirá con Túnez, tras superar un primera fase llena de dificultades que han fortalecido psicológicamente al equipo.

“Es verdad que hemos tenido dificultades, serias en algunos partidos, pero el equipo ha tenido la virtud de superar esos momentos con acierto, determinación y, sobre todo, con la confianza de los equipos campeones. Y eso nos ayudará a estar preparados psicológicamente para afrontar unos cruces que serán todavía más difíciles”, señaló Cadenas.

No obstante, el preparador español confía en que el juego de la selección española, vigente campeona del mundo, siga mejorando según se vaya enfrentado a rivales de mayor calidad en la competición.

“Cerrar la primera fase con cinco victorias tiene que aumentar la confianza del equipo pero también su deseo de seguir mejorando. Este equipo de ir aumentando su nivel según van aumentando las exigencias de los distintos rivales”, explicó Cadenas.

Mejoría a la que contribuyen los jóvenes Gonzalo Pérez de Vargas y Alex Dujshebaev que, como destacó el técnico español, fueron claves para vencer (30-26) a Eslovenia en un choque “más complicado de lo que reflejó el marcador final”.

“Siempre es una alegría cuando un jugador joven consigue sus primeros éxitos con el equipo y hoy tanto Gonzalo, que ha marcado la diferencia con sus paradas, y Alex, con sus goles y asistencias, han sido decisivos para la victoria”, indicó el seleccionador español.

Cadenas descartó ya definitivamente la posible incorporación del guardameta Arpad Sterbik, que no viajó con el equipo a Catar aquejado de unas molestias en un rodilla.

“Arpad es el mejor portero del mundo, pero Gonzalo y Sierra están haciendo un torneo completísimo y estamos muy contentos con su aportación. Siempre fue muy difícil la posibilidad de que viniera Arpad, pero ya está claro que no”, comentó el preparador.

De este modo, Gonzalo Pérez de Vargas y José Manuel Sierra será los dos porteros de España en unos octavos de final en los que se medirá previsiblemente a Túnez, una selección a la que Cadenas describió como de “gran nivel”.

“Túnez es un rival con una gran capacidad de lucha. Un equipo armado, con un gran entrenador y con muchísimos jugadores que militan en Europa. Un equipo de gran nivel en el que destacan el poderío de lanzamiento de sus laterales”, concluyó Cadenas.

Doha, 23 ene (EFE).- El central de la selección española de balonmano Raúl Entrerríos destacó tras la victoria frente a Eslovenia (30-26), que dio a los vigentes campeones del mundo el primer puesto del grupo A, el “crecimiento” del equipo desde el debut ante Bielorrusia.

“Siempre cuesta coger el ritmo de competición y puede ser que hayamos ido de menos a más. Pero nuestra filosofía siempre es la misma, ir partido a partido. Hemos intentado mejorar a medida que ha avanzado la competición y seguiremos por ese camino. Ante las dificultades, este equipo siempre se crece”, indicó a Efe el jugador del Barcelona.

Problemas que, por momentos, también ha tenido que pasar España para superar esta tarde a la selección eslovena, en un encuentro en el que brilló el portero Gonzalo Pérez de Vargas, con un 40 por ciento de efectividad.

“Defensivamente hemos estado muy bien, si bien es cierto que la portería nos ha ayudado muchísimo. Gonzalo ha estado fenomenal. Tanto él como Sierra están rindiendo a un nivel altísimo durante todo el campeonato”, señaló Entrerríos.

El primera línea del Barcelona no ocultó su “satisfacción” por lograr el pase para los octavos de final, ronda en la que se medirán el próximo domingo contra el cuarto clasificado del grupo B, Túnez o Austria.

“Estamos muy contentos porque el trabajo en esta primera fase ha sido muy bueno. Es verdad que en algunos partidos hemos sufrido, pero eso es lo positivo porque en los momentos difíciles logramos ponerlos las pilas y hacer nuestro mejor juego”, comentó el jugador español.

Un crecimiento en el que Raúl Entrerríos cree que ha influido la mejoría defensiva ofrecida por el conjunto dirigido por Manolo Cadenas en estos últimos partidos de la primera fase, en los que se enfrentó a Catar y Eslovenia, segundo y tercero, respectivamente.

“Cuando defendemos bien podemos hacer un balonmano más rápido, podemos correr al contraataque, y eso nos da mucho. Pero en el ataque posicional también se está rindiendo muy bien. A partir de ahora empieza lo bueno y veo al equipo muy metido”, concluyó.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo