4-0. Un imponente Atlético arrolla al Sevilla

Por Publimetro Colombia

Madrid, 27 sep (EFE).- Un partido imponente del Atlético de Madrid desarmó al Sevilla en el Vicente Calderón, con una victoria incontestable transformada por Koke, Saúl Ñíguez, Raúl García y el mexicano Raúl Jiménez y con un rendimiento colectivo sensacional, con el que goleó y anuló a un decepcionante conjunto andaluz (4-0).

Un triunfo más para el actual campeón de Liga, que dejó atrás cualquier duda y que recuperó la versión que el pasado curso le guió hasta las cotas más altas para derribar a un rival directo y provocar la primera derrota en esta temporada del Sevilla, que se marchó del Manzanares con apenas un disparo entre los tres palos.

No era un partido más. Ni para el Atlético ni para el Sevilla. Ni mucho menos para sus entrenadores. Desde la estrategia sorpresiva de las alineaciones, con novedades llamativas en uno y otro equipo, con un sistema 4-1-4-1 de partida en ambos conjuntos, hasta el terreno de juego, escenario de un duelo que siempre tuvo color rojiblanco.

Porque para el ganador, el Atlético, no fueron sólo tres puntos de máxima importancia, sino también un golpe a un rival directo por la Liga de Campeones o el liderato y un plus de convicción para el transcurso de esta temporada, para reafirmar el potencial de su equipo y afianzarse aún más entre los mejores de la clasificación.

Un partido grande, de esos en los que el Atlético se siente fuerte, con esa versión potente que le dio el título de Liga hace cuatro meses y la que demostró durante todo el encuentro, primero para encarrilarlo con un 2-0 antes del descanso y después para solucionarlo con la autoridad del actual campeón del torneo.

Desde el principio, el choque fue del Atlético, preciso con la pelota, con movimiento para desbordar a su adversario y para mantener bajo control el encuentro, pero también firme en defensa, intenso en cada pelota dividida y ganador de cada duelo sobre el césped, con el balón y sin él, ante un desdibujado Sevilla.

Sin excesivas ocasiones, pero siempre rondando el área del equipo andaluz, siempre con la mirada en la portería del portugués Beto, hasta que llegó el momento de golpear, en el minuto 18. Una maniobra de Saúl, la sorpresa del once de Simeone y que se descolgó con mucha destreza hacia arriba más allá de su posición inicial en medio campo, abrió el camino con una acción individual por banda. Su centro, obstaculizado por M’Bia, lo resolvió Koke en el rechace con un tiro que tocó en Pareja y entró en la portería (1-0).

Un cabezazo de Gabi, a saque de esquina de Koke, y un potente zurdazo de Cristian Ansaldi dieron continuidad a las magníficas sensaciones del Atlético. Atrás, nadie del Sevilla tocó el balón dentro del área local hasta el minuto 37, cuando una internada del colombiano Carlos Bacca se marchó fuera sin opción de alcanzarla.

Nunca encontró el ritmo el Sevilla. Jamás se sintió a gusto. Ni siquiera cuando el Atlético replegó algo más sus líneas durante algún momento de la primera parte, cerrada con el 2-0, cabeceado por Saúl Ñiguez en una jugada que nació a balón parado y que, estrategia planificada o no, fue un golazo, desde el primer toque de Gabi.

Buscó el capitán la carrera de Arda Turan, que la cedió atrás con la cabeza. De primeras, Miranda la puso al segundo palo, bombeada, donde apareció con ímpetu Saúl, sobresaliente como todo el equipo, para rematar el gol y confirmar la superioridad del Atlético en la primera parte, nula para un Sevilla sin ocasiones ni fútbol ni nada.

Ni las entradas de Denis Suárez y el argentino Ever Banega, los recursos de Unai Emery en el intermedio para reflotar el barco sevillista de su naufragio de los primeros 45 minutos, alteraron un partido manejado por el Atlético, ahora ya con otro registro, con menos posesión, pero con tanto control como todo el tiempo anterior.

El Sevilla contó dos intranscendentes oportunidades en todo el encuentro: un disparo muy flojo de Diogo, a las manos de Moyá, y un testarazo fuera de M’Bia, ambas en el segundo tiempo. Nada más. Ni se inmutó el Atlético, que respondió con dos ocasiones más, que marcó el tercero por medio de Raúl García (m. 82) en un penalti sobre Griezmann, en el campo para los últimos 25 minutos, y que hizo el 4-0 con un cabezazo del mexicano Raúl Jiménez (m. 89).

Dos goles más para la victoria del equipo rojiblanco, ganador por intensidad, fútbol y oportunidades; vencedor en todas las parcelas del campo y en todos los aspectos del juego; y de vuelta al podio de la clasificación con un partido poderoso, con el que realzó sus múltiples cualidades y minimizó al Sevilla, superado los 90 minutos.

– Ficha técnica:

4 – Atlético de Madrid: Moyá; Juanfran, Miranda, Godín, Ansaldi; Tiago; Arda, Saúl (Griezmann, m. 65), Gabi (Raúl García, m. 46), Koke; y Mandzukic (Raúl Jiménez, m. 73).

0 – Sevilla: Beto; Diogo, Pareja, Kolodziejczak (Banega, m. 46), Tremoulinas; Carriço; Aleix Vidal (Delofeu, m. 78), M’Bia, Krychowiak, Vitolo (Denis Suárez, m. 46); y Bacca.

Goles: 1-0, m. 18: Koke bate a Beto con un disparo que toca en Nico Pareja. 2-0, m. 42: Saúl Ñíguez cabecea un centro de Miranda. 3-0, m. 83: Raúl García, de penalti. 4-0, m. 89: Raúl Jiménez, de cabeza en plancha.

Árbitro: José Luis González González (C. Castellanoleonés). Amonestó a los locales Mandzukic (m. 27), Koke (m. 60), Godín (m. 62) y Raúl García (m. 89) y a los visitantes Kolodziejczak (m. 18), Pareja (m. 20) y Banega (m. 89).

Incidencias: partido correspondiente a la sexta jornada de la Liga BBVA, disputado en el estadio Vicente Calderón ante unos 54.000 espectadores. El Atlético celebró hoy el ‘Día de las Peñas’.

Madrid, 27 sep (EFE).- Diego Pablo Simeone, entrenador del Atlético de Madrid, manifestó, tras la goleada ante el Sevilla (4-0), que se queda, especialmente, “con el ambiente en la grada porque se siente que hay comunión perfecta entre el equipo y el público”.

“Este es el ambiente que necesitamos todos los partidos en el Calderón. Se vibra de manera diferente y se palpa que somos un montón en la cancha, que afición y jugadores actuamos como un sólo bloque”, declaró el técnico.

En cuanto el partido, Simeone valoró que supieron manejarlo “en todo momento” y que “esto es lo más difícil del fútbol”. “Nos dio mucha estabilidad el jugar con más hombres en el centro del campo, con Saúl, con Gabi, con Tiago, con Koke. Nos dio fortaleza, intensidad y posesión de la pelota”.

Sobre la diferencias de presupuesto entre el Atlético, el Real Madrid y el Barcelona, el entrenador volvió a insistir en su discurso de siempre. “Estas diferencias se pueden mitigar a un sólo partido con ellos, pero en un campeonato tan largo es muy complicado superarles. Para ello hay que hacer las cosas casi perfectas, como lo hicimos el año pasado”.

Simeone elogió la labor de Saúl Ñiguez y del mexicano Raúl Jiménez. “Saúl tiene un futuro enorme con un presente en crecimiento. Es un chico de 19 años y jugar en el medio campo del Atlético no es fácil a esa edad. Tiene mucha personalidad, es intenso. Es el clásico jugador como Koke, como Gabi que nos hace muy bien. Con humildad, paciencia y trabajo esta destinado a ser un centrocampista importante en el club”, dijo, y en cuanto al mexicano, señaló: “Jimenez es muy inteligente y nos va dar muchas soluciones. Aguanta muy bien de espaldas. Lo bueno es tener a la gente disponible porque necesitamos a todos”.

“Estoy muy contento de estar otra vez en la cancha, de estar en contacto directo con los jugadores”, expresó Simeone, quien explicó que no convocó al italiano Alessio Cerci porque ha hablado con él para que se ponga a punto. “Está en ese proceso porque llegó en el último día de mercado. Necesita ponerse a punto y en eso está”, concluyó.

Madrid, 27 sep (EFE).- Unai Emery, técnico del Sevilla, señaló, tras caer goleado en el Vicente Calderón (4-0), que el Atlético de Madrid “es superior y ha sido superior al Sevilla” en el partido disputado entre ambos.

“Tenemos que salir con la cabeza alta de este partido. Hay una realidad y es que el Atlético de Madrid es superior a nosotros y esta noche lo ha demostrado. El Atlético es superior al Sevilla y ha sido superior esta noche. El Atlético de Madrid lleva otro camino que no es el nuestro. Es mejor”, resumió el entrenador sevillista.

“No hemos sabido jugarle ni en la primera mitad, en la que nos han presionado mucho, ni en la segunda, en la que nos dejaron la iniciativa. En las dos fases diferentes de juego han sido superiores. No hemos sabido jugarles”, añadió.

Emery continuó con claridad con su análisis del partido y del rival. “Al Atlético hay que jugarle de distinta manera. No se le puede jugar cómo le jugamos al Córdoba. Es un equipo que se ha gastado 100 millones de euros en fichajes y nosotros no tenemos ese nivel. No nos podemos mover con esos parámetros. El Atlético , el Real Madrid y el Barcelona están por encima de nosotros y juegan otra cosa y esa es una realidad que hay que aceptar. Perder 4-0 es una decepción, pero sabíamos que aquí podíamos perder”.

“Hay muchos equipos, en teoría superiores al Atlético por presupuesto y configuración de plantilla que no le han podido ganar. El barcelona no es capaz de ganarle y vienen de ganar en el Bernabéu. Son superiores y nos han ganado bien. Nosotros tenemos que seguir trabajando con la cabeza alta”, concluyó el entrenador.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo