La excéntrica vida de las verdaderas muñecas de la mafia

#GALERÍA: Estos lujos eran los que los narcos del Clan del Golfo le daban a estas mujeres

Por Publimetro Colombia

Un informe especial de Noticias Rcn, reveló la entramada vida de las mujeres de la organización criminal el Clan del Golfo, dirigida por Dairo Antonio Úsuga alias Otoniel, que  contrataba a prepagos que extendían sus estructuras criminales en todo el territorio nacional.

Luego de una operación militar que le sigue los pasos al grupo narcotraficante y de una gruesa estructura criminal aposentada en el Urabá antioqueño, las autoridades pudieron identificar a 64 mujeres del Clan del Golfo que además de ser parejas sexuales de muchos de los miembros de la organización, se constituyeron como una de las maneras para evadir la Justicia y extender sus operaciones en el país y por fuera de él.

La máxima líder del Clan es alias la 'Flaca', una mujer de contextura delgada, pelo largo y oscuro, con múltiples cirugías estéticas. La mujer, que no debe superar los 30 años, identificada como Blanca Madrid, sostuvo una relación amorosa con 'Otoniel' desde hace 10 años, cuando lo conoció como una de las prepagos que lo visitaban en el monte.

Según las autoridades, la 'Flaca' era la encargada de entregar droga y recibir y entregar ganancias a los socios de la organización criminal, la mujer de Otoniel se movilizaba unas 10 horas en mula para llegar al corazón de la selva en donde 'Otoniel' sostenía su centro de operaciones. La mujer ya fue capturada por las autoridades.

Alias la'Jefa', es la hermana de la 'Flaca': La mujer identificada como Marta Madrid, sostenía algo del poder militar de la organización. Además se reunía con pastores de iglesias evangélicas en Santo Domingo, en donde se llevaban desde 10 mil a 15 mil millones de pesos, en forma de donaciones, que terminan lavando los activos del narcotráfico y el crimen organizado. La mujer, casi que pasaba por gemela de su hermana, se operó con el fin de distraer a las autoridades, mientras una estaba en Bogotá y las autoridades la perseguían, la otra estaba en el monte con 'Otoniel'.

Nini Johanna Úsuga, alias la Negra, la joven mujer, que tenía una vida llena de excesos y lujos, es la hermana de 'Otoniel' y era su mano derecha en cuanto a las finanzas. La mujer, al no tener ningún antecedente, era la encargada de hacer contactos en el extranjero para la organización criminal a la que le manejaba el dinero.

A las mujeres, todas atrapadas y purgando cárcel, se les conoció por la extravagante vida que llevaban. Propiedades, joyas y una flotilla de camionetas avaluadas en más de 3000 millones de pesos.

Las excentricidades:

Una de las cosas que más atención llama a los investigadores de la Sijín, en el sonado caso de estas mujeres, era la cantidad de lujos a la que estas mujeres tenían acceso.

Según la Policía, las mujeres, la 'Flaca' y la 'Jefa', disfrutaron de una flota de más de 15 camionetas con costos que iban por los 200 millones de pesos cada una. Las camionetas eran dadas como regalos por parte de los jefes narcotraficantes.

Toda la financiación de las cirugías estéticas, para ponerse implantes de cola, o de senos, fueron pagadas con dineros criminales. En este punto, llama la atención que cada una de las mujeres  se operaba de manera muy parecida a la otra, con el fin de confundir a las autoridades.

Motos de alta gama en las que se movilizaban por las carreteras de Antioquia y apartamentos lujosos en el sector de El Poblado en Medellín.

Una finca era utilizada por alias 'Gavilán', otro de los líderes de la organización criminal para llevar a las pequeñas niñas que usaba para prostituir. La lujosa finca contaba con doble seguridad y con variedad de cuartos y piscina en donde las menores y las proxenetas pasaban largas temporadas.

MÁS NOTICIAS DE COLOMBIA Y EL MUNDO, AQUÍ.

También le puede interesar:

 

También le puede interesar:

 

 

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo