Liderazgo colectivo: la mentalidad que Colombia necesita para seguir adelante

Juan David Aristizábal fue galardonado en 2013 por la revista económica Forbes básicamente por estar cambiando el mundo, y esto es lo que piensa sobre el tema de liderazgo.

Por María Paula Suárez Navas

Juan David Aristizábal ha sido el único colombiano elegido por la Revista Forbes como uno de los 30 líderes mundiales menores de 30 años. Actualmente dirige la puesta en marcha de un portal sobre liderazgo, en conjunto con el CESA, que trata de la importancia de este tema en Colombia y América Latina, asumido por múltiples expertos y muy diversas perspectivas.

El proyecto, llamado CUMBRE, surge en respuesta a la necesidad de hacer una reflexión seria en torno al tema ya que, según Aristizábal, existen unas reflexiones de liderazgo en la región que son “caudillistas”, que dependen de un solo líder o una sola persona para generar cambios en las empresas y en las comunidades, cuando lo que se necesita es un liderazgo colectivo.

“El nombre más bien tiene un significado de encuentro, de como uno se encuentra en una reunión o en un club para acercarnos”, dice el joven emprendedor sobre el nombre de la iniciativa.

Ya que Juan David se ha destacado precisamente por ser líder de proyectos de emprendimiento y educación en el país, PUBLIMETRO le preguntó acerca de cómo ve el panorama de liderazgo en el país en pro de las necesidades que hoy tiene Colombia.

 

¿Por qué crear un portal de liderazgo como CUMBRE?

América Latina está viviendo un momento muy particular porque hay una coyuntura política en varios países que nosotros decidimos aprovechar para lanzar esta plataforma. Hay historias, publicaciones y líderes de la región que quieren usar su conocimiento sobre para ayudar a transformar esos conceptos, que en mi opinión no han ayudado a la región a crecer más o a construir un mundo mejor. Hay un mandamiento muy mesiánico.

 

¿Cómo impulsar a las personas a trabajen en comunidad hoy que priman tanto los intereses individuales?

 Una de las primeras reflexiones que tenemos en CUMBRE es que el liderazgo colectivo necesita un proyecto colectivo. Necesitamos tener un proyecto más grande que el que cada uno está haciendo individualmente. Uno se da cuenta de que la mayoría de las organizaciones tienen proyectos para trabajar en conjunto, el problema es que poco nos estamos encontrando para dialogar sobre ello. Y ahí vienen las redes sociales en juego: si nosotros queremos que la gente se una a conversar y a construir tenemos que salir de las redes sociales. Tienen que haber encuentros físicos que propicien un verdadero espacio para la comunicación.

 

¿Qué es liderazgo y qué no lo es?

Liderazgo es la capacidad de movilizar a otros a resolver los problemas más difíciles que tiene. Implica mover a la gente, no es solo decirle que vaya, implica meterse de lleno y resolver los problemas más difíciles. El líder no debe estar buscando ser el popular, sino ser el impopular, porque lo que debe buscar es que la gente se enfrente a sus problemas, hábitos y comportamiento que no les permiten crecer. (…) Ahora bien, liderar es un verbo, no tanto un adjetivo. No hay gente líder, alguien puede ser líder si ejerce liderazgo. Tampoco creo que liderar signifique tener poder (…) El poder formal sirve para movilizar a otros, sin duda, pero esto no es constructivo, a veces se puede volver hasta un problema. El liderazgo trasciende al poder.

 

¿Qué se necesita para crear una iniciativa social y que esta salga a flote?

Primero, es mejor escuchar a la gente. Antes des de arrancar un proyecto uno tiene que consultar a los beneficiarios o a la gente que va a estar involucrada para ver si les gusta. Eso es vital. Lo segundo es que, si uno se enamora de un problema, jamás estará aburrido. La gente a veces se enamora de una idea o de una solución, pero no de un problema, se debe abarcar algo que a la gente le cambia la vida. Lo tercero es que uno debe tener victorias tempranas. (…) Uno no tiene que coger un gran proyecto gigante, puede ser algo dentro de la empresa en la que uno esté, y debe tener resultados rápidos ahí para ver si en efecto funciona y está resolviendo el problema, y a partir de ahí, empezar a generar más soluciones.

 

¿Qué le hace falta al sector empresarial para construir un mejor país?

 Faltan más esfuerzos colectivos por soluciones de alto impacto. Lo que hace falta es trabajar en equipo. Hay muchos de ejemplos de empresarios haciendo cosas muy interesantes desde sus empresas, pero falta más diálogo y construcción de cosas concretas en conjunto. El país invierte muy poco en investigación y desarrollo, pero podríamos hacer más si las empresas se unen con esa finalidad. Esto implica cambiar de paradigma porque es trabajar con competidores, proveedores … es una manera distinta y mucho más disruptiva de trabajar.

 

¿Qué características debe tener un líder para el momento que vive Colombia?

Necesitamos liderazgo colectivo. Los colombianos deberíamos estar pensando en qué país queremos ser por encima de las divisiones políticas. Pensar en 15 años a qué país nos quisiéramos parecer, en términos positivos, por supuesto. Por otro lado, necesitamos escucharnos más, y tercero, valorar el conflicto. Hay gente que le tiene miedo al conflicto que estamos viviendo y la verdad yo creo que es súper poderoso porque una sociedad es rica cuando hay diversidad de opinión. El conflicto productivo, el de diferentes posiciones, nos lleva a reflexionar sobre a dónde queremos llegar como sociedad.

 

Frases:

-"En América Latina necesitamos líderes sean transparentes con sus datos, con su formación y con sus contratos para evitar la corrupción. Eso es lo que genera desconfianza y evita trabajar colectivamente".

 

-"Primero hay que tener como filosofía a Colombia, después la institución y luego nosotros como personas con nuestros proyectos profesionales".

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo