Juez condena a tres falsas víctimas de masacre paramilitar

Por EFE

Un juez de Bogotá condenó a penas de casi seis años de prisión a tres personas que se hicieron pasar por víctimas de una matanza paramilitar ocurrida en el departamento colombiano del Meta en 1997, informaron fuentes judiciales.

Los condenados por el Juzgado 29 Penal del Circuito de Bogotá son Mariela Contreras Cruz, su hija Zully Herrera Contreras y el esposo de esta última, Argemiro Arévalo Romero, por engañar al Estado y recibir millonarias indemnizaciones a las que no tenían derecho, informó la Fiscalía en un comunicado.

En la masacre de Mapiripán, ocurrida entre el 15 y el 20 de julio de 1997, un grupo de paramilitares entró a ese municipio del Meta (centro) y asesinó a por lo menos 49 personas.

Por este hecho, el Estado colombiano fue condenado por la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH) en sentencia conocida el 15 de septiembre de 2005.

“Los sentenciados confesaron falsamente ante la justicia colombiana que habían perdido a tres de sus familiares durante la incursión paramilitar”, añade la Fiscalía en su informe.

Estas tres personas hacen parte de un grupo de 13 que recibieron millonarias indemnizaciones por parte del Estado colombiano por la matanza cometida por más de 80 integrantes de las denominadas Autodefensas Campesinas de Córdoba y Urabá (ACCU) que habían llegado a la zona desde el noroeste del país.

Los ahora sentenciados confesaron que mintieron al declarar ante la justicia que habían perdido a tres de sus familiares durante la incursión paramilitar.

Por esta matanza la justicia colombiana condenó a 37 años de prisión al general retirado del Ejército, Jaime Humberto Uscátegui Ramírez, quien alega su inocencia por los hechos ocurridos cuando él era el comandante de la VII Brigada del Ejército.

Más información, acá.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo