Posiciones encontradas ante la suspensión de las polémicas fumigaciones

Por PUBLIMETRO

Este sábado el presidente, Juan Manuel Santos informó que le pedirá   al Consejo Nacional de Estupefacientes (CNE), que en su próxima reunión el 15 de mayo, suspenda el uso del glifosato en las aspersiones contra los cultivos ilícitos.

Además el mandatario señaló que el CNE, conformado por varios ministros, deberá, antes del 1 de octubre, definir una nueva hoja de ruta contra los cultivos ilícitos en sustitución de la aspersión, para que se adopten nuevos mecanismos en la lucha contra los cultivos ilícitos como, por ejemplo, intensificar la erradicación manual.

El gobierno evaluó dicha suspensión después de que el Ministerio de Salud hizo la recomendación, debido a una serie de evidencias y estudios que varias entidades nacionales e internacionales han venido realizando, entre ellas la Organización Mundial de la Salud (OMS), donde se dice que el producto puede ser cancerígeno.

Ante el anuncio, Álvaro Uribe mostró su rechazo mediante su cuenta de Twitter donde publicó “diez realidades sobre el glifosato”. Para el Senador y expresidente, “los cultivos de drogas ilícitas han financiado al terrorismo y destruido más de 2 millones de hectáreas de bosque primario en Colombia” y además son contaminantes de fuentes de agua. “Basta constatar extinción de especies acuáticas en el Putumayo”, reseñó.

Según Uribe, “el organismo técnico de OEA dijo en varias ocasiones que el glifosato, adecuadamente utilizado, no es nocivo y Colombia utiliza más de 5 millones al año, menos del 2% en fumigaciones de drogas”.

  “El desmonte de la política contra los cultivos ilícitos en Colombia es la cereza, el punto final, el golpe de gracia, para la muerte definitiva de la política contra los cultivos ilícitos”, manifestó Alejandro Ordóñez, el procurador general de la nación.

Y añadió que esta decisión tendrá consecuencias como, “un partido político financiado por el narcotráfico y ahora con las alforjas más llenas como consecuencia por la suspensión de las fumigaciones aéreas”.

Tanto el procurador como Uribe manifestaron que la desición de Santos se debe a que las Farc exigieron en los acuerdos de La Habana la eliminación de las fumigaciones aéreas.

Por su parte, la guerrilla declaró su apoyo a la iniciativa diciendo que este era un tema pendiente en los acuerdos de drogas. Para esta guerrilla, se trata de una propuesta   que es, “para el bien de todo el país”.

El presidente Santos resaltó, “que esto no se interprete, bajo ningún punto de vista, como un debilitamiento de nuestra política contra el narcotráfico. Todo lo contrario: les he dado instrucciones también al Ministerio de Defensa y a la Policía y le he pedido al Fiscal: intensifiquemos nuestro trabajo en contra de los otros estabones, en donde inclusive se puede tener más efectividad”.

Por último, Daniel Mejía, director del Centro de Estudios sobre Seguridad y Drogas de la Universidad de los Andes, dice que la baja efectividad de las aspersiones reside en que los cultivadores están dispuestos a volver a sembrar rápidamente.

“Si el avión pasa y efectivamente destruye el cultivo, los cultivadores de coca tienen semilleros listos para resembrar“, dijo el experto. 

Así, Mejía, quien ha liderado estudios sobre la política antidrogas en Colombia, aseguró que la efectividad del pesticida es de 3,5%, lo que “significa que eliminar una hectárea (de coca) con glifosato cuesta 72.000 dólares”. 

Lea también:

Santos anuncia inversión a los Bomberos en todo el país

Mininterior: se buscarán otras alternativas para combatir el narcotráfico

Santos ordena suspender fumigación de cultivos con glifosato

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo