Listado de inteligencia militar: ¿nuevo caso de ‘chuzadas’?

La Fiscalía indagará presuntas interceptaciones ilegales por parte del Ejército a periodistas y personalidades que incluyen miembros de la oficina del Alto Comisionado para la Paz.

Por PUBLIMETRO
La cifra
400

personas, entre periodistas nacionales e internacionales, así como congresistas, miembros de la oficina del Alto Comisionado para la Paz y presonas cercanas al proceso de Cuba aparacen en las bases de datos en poder de inteligencia Militar.

“Supremamente grave para la democracia de este país”. Así calificó este martes el fiscal General, Eduardo Montealegre, la filtración de una base de datos de más de 300 periodistas nacionales, más de 100 internacionales y varios miembros de la oficina de Alto Comisionado de Paz, Sergio Jaramillo, que estaría en manos de Inteligencia Miliatar y que fue revelada por la revista Semana.

Para Montealegre, la lista, que incluye varias personas relacionadas con el proceso de paz que se lleva a cabo en Cuba, hace parte de una serie de “conductas al margen de la ley contra la libertad de expresión son un atetando al Estado Social de Derecho”.

Por esto, ordenó abrir una indagación para esclarecer el por qué de la lista, que ha sido considerada como un indicio de que, como en el caso de las ‘chuzadas’ del DAS, se están realizando seguimientos ilegales por parte de fuerzas del Estado.

De hecho, el CTI prepara una inspección a la Central de Inteligencia del Ejército, señalada de tener en su poder las bases de datos, para poder determinar responsabilidades e identificar si los correos electrónicos pudieron estar en manos de personas que puedan comprometer la seguridad de los involucrados.

Revolcón
Entre tanto, desde la cúpula del Ejército se ha hablado de un posible revolcón no solo para garantizar la transparencia en las investigaciones sino para asegurar que dichas bases de datos no sirvan a la ilegalidad.

La primera medida que tomó el comandante del Ejército Nacional, general Jaime Lasprilla, fue relevar de su cargo al general Mauricio Forero, actual jefe de Inteligencia y Contrainteligencia de la Institución, quien había sido enviado a vacaciones hace dos semanas, cuando se descubrió la filtración y se inició una investigación en su contra.

Lasprilla anunció además que se estudia la posibilidad de dividir la sección de Contrainteligencia para que esté aparte de la Inteligencia Militar, de manera que “se corrijan estos aspectos de filtración de información y de deficiencias, ya que por mantener la ofensiva en Contrainteligencia tendemos algunas debilidades”.

Ante el hecho de que en las bases de datos se encuentran personas cercanas al proceso de paz y que esto ha sugerido que hay miembros del Ejército en contra de las negociaciones con las FARC, el oficial señaló que “categóricamente, apoyamos al Presidente, el proceso de paz y la herramienta que este constituye”.

El comandante del Ejército agregó que “Nosotros tenemos que hallar la verdad y contrarrestar alguna versión en nuestra contra, las investigaciones siguen y la Fiscalía está tomando medidas como cuatro órdenes de captura contra cuatro personas y sigue la suma de esfuerzos para hallar la verdad”, concluyó.

Entre tanto, los incluidos en las listas, entre quienes también se encuentran varios congresistas de la Unidad Nacional, se mostraron indignados y pidieron a las autoridades prontas respuestas por los sucedido.

Lea también:

FOTOS: Al menos 200 emergencias por fuerte granizada en Medellín

FOTOS: la visita del príncipe Carlos a Colombia

Colombianos, cada vez más cerca de viajar a Europa sin Visa Schengen

MÁS COLOMBIA AQUÍ

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo