Las FARC anuncian que saldrán del Cauca si lo hacen el Ejército y los paramilitares

Por Publimetro Colombia

Bogotá, 25 jul (EFE).- Las FARC anunciaron hoy que sólo saldrán del convulso departamento del Cauca, escenario de un reciente agravamiento del conflicto armado colombiano, si hacen lo mismo el Ejército, la Policía y los paramilitares, a lo que el Gobierno respondió que la fuerza pública se mantendrá en la zona.

En otro comunicado, el grupo insurgente confirmó que tienen en su poder a los dos tripulantes del helicóptero que aterrizó de emergencia en el Cauca hace dos semanas, y que habían sido dados por desaparecidos.

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) se pronunciaron por primera vez desde que los indígenas de esa región exigieran tanto a la fuerza pública como a la guerrilla que abandonen sus territorios, al encontrarse en el medio de fuego cruzado.

“Si el Ejército, la Policía y los paramilitares salen del Cauca, si termina su guerra contra indígenas, campesinos, mineros y pueblo en general, nosotros no tendremos problemas para salir también”, respondió a los nativos el jefe máximo de las FARC, Rodrigo Londoño Echeverry, alias “Timochenko”.

La Asociación de Cabildos Indígenas del Norte del Cauca (Acín) pidió el pasado 17 de julio a “Timochenko” que ordenara a sus hombres abandonar esa región del suroeste del país, al dejar claro que “la guerrilla no trae tranquilidad” a sus territorios.

Asimismo acusó a las FARC de atacar “a la población civil” y de “no respetar su autoridad y su justicia”.

La petición del pueblo nasa y de su Guardia Indígena se unió a la que expusieron al Gobierno en los mismos términos y que desembocó el pasado lunes en la formación de una mesa de diálogo para encontrar una salida a la situación de violencia que vive el Cauca.

Previamente, los nasas habían desmontado trincheras de la Policía en Toribío y habían sacado a empujones y en volandas a los militares que ocupaban una base en un cerro cercano a ese pueblo, uno de los más afectados por el conflicto armado, lo que desembocó en fuertes enfrentamientos.

La Guardia Indígena, que protege a los nasas con inofensivos bastones de mando construidos en madera, llegó además a campamentos de las FARC para exigir su retirada y detuvieron a cuatro guerrilleros a los que juzgaron y condenaron a latigazos.

Hoy “Timochenko” dijo en su comunicado sentir “sincero respeto” por la “oposición al empleo de la violencia como mecanismo de lucha” y anunció que sólo se irían bajo las condiciones descritas, aunque reconoció que el Ejército “jamás abandonará sus bases”.

En respuesta, el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón, respondió que no retirará ni a policías ni a militares del Cauca.

“La fuerza pública no se retirará del Cauca y lo que le viene al terrorismo es más presión, más operaciones ofensivas y más golpes”, manifestó Pinzón.

El ministro indicó que lo que ocurre es que las FARC están siendo “presionadas” por las tropas y que los principales cabecillas de la guerrilla viven fuera de Colombia y desde posiciones cómodas quieren manipular.

Finalmente, en otro comunicado firmado por el Bloque Occidente Comandante Alfonso Cano, las FARC se atribuyeron el secuestro de los dos tripulantes del helicóptero que aterrizó de emergencia en ese territorio y anunciaron que los entregarán a una misión humanitaria liderada por el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR).

De esta manera reconocieron que Juan Carlos Álvarez y Alejandro de Jesús Ocampo, ambos civiles, fueron retenidos tras el suceso.

Álvarez y Ocampo tripulaban un aparato de la empresa Helifly cuando el pasado 10 de julio registró un supuesto fallo mecánico y aterrizó en un campo de fútbol de Argelia, población donde fue calcinado por desconocidos y los ocupantes desaparecieron.

Las FARC se comprometieron en febrero pasado a terminar con el secuestro y en abril liberaron a los últimos policías y militares que tenía cautivos desde hacía más de doce años.

La Oficina de las Naciones Unidas para las Drogas y el Delito (UNODC) informó hoy que el Cauca es el cuarto departamento de Colombia con mayor extensión de cultivos de hoja de coca, la materia prima de la cocaína, cuyo negocio financia a buena parte de los grupos armados en esa región.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo