La hoja de coca crece en Colombia un 3 por ciento tras años de reducción progresiva

Por Publimetro Colombia

Bogotá, 25 jul (EFE).- Tras una década de reducción progresiva, el territorio sembrado con hoja de coca en Colombia aumentó en 2011 un 3 %, al pasar de 62.000 a 64.000 hectáreas, en contraste con el potencial de producción de cocaína, que disminuyó en un 1 % hasta las 345 toneladas frente a las 350 del año anterior.

“Más cultivos, menos productividad” fueron las palabras con las que el representante en este país de la Oficina de las Naciones Unidas para las Drogas y el Delito (UNODC), Aldo Lalo-Demoz, explicó la situación durante la presentación del informe “Colombia: monitoreo de cultivos de coca 2011”.

Lalo-Demoz, sin embargo, no pudo confirmar si Colombia sigue siendo el mayor productor mundial, al indicar que hasta finales de agosto no se conocerán los datos relativos a Perú, que con una creciente tendencia al alza en 2010 tenía 61.200 hectáreas sembradas y un potencial de producción de cocaína de 331 toneladas.

Si bien en 14 de los 32 departamentos que conforman Colombia se redujeron los cultivos ilegales, el aumento registrado en los cinco con mayor producción (Putumayo, Nariño, Guaviare, Cauca y Norte de Santander) evitó que se mantuviera la senda del descenso.

En Nariño y Putumayo, ambos fronterizos con Ecuador y los que registran más siembras, con 17.951 y 9.951 hectáreas, respectivamente, la coca creció en un 8 % en el caso del primero y un desmesurado 108 % en el selvático Putumayo.

El director Antinarcóticos de la Policía Nacional de Colombia, Luis Alberto Pérez, explicó en el mismo acto que esa situación obedece a que para intervenir en esas zonas hay que solicitar permiso a los indígenas, en virtud a la consulta previa.

Además, agregó, “no se pueden realizar aspersiones por un acuerdo con la hermana República del Ecuador”.

En cuanto a Guaviare, las siembras aumentaron un 20 % hasta las 6.839 hectáreas; en Cauca un 3 % hasta 6.066 hectáreas, y en el Norte de Santander un 85 % para llegar a 3.490 hectáreas, agrega el informe de la UNODC.

En estos cinco departamentos se cultiva casi el 70 % del total de la coca colombiana, según Lalo-Demoz, quien expresó que este informe ofrece “una alerta temprana” para evitar que “el problema se agudice en esas regiones”, en alusión a la frontera sur del país.

También llamó la atención porque el 5 % de los cultivos totales se encuentren en resguardos indígenas, áreas autónomas donde habitan los nativos y fuertemente afectadas por el conflicto armado; mientras que el 25 % están en comunidades de afrodescendientes, “la población más vulnerable”, advirtió.

Aún así, resaltó que “en Colombia predomina la tendencia a la reducción”, al justificarlo en que “el 31 % del territorio que algún día estuvo afectado por la coca lleva tres años consecutivos sin cultivos”, lo que significa que el problema desapareció.

Esa tendencia se observa en que tanto los cultivos como la fabricación de cocaína han caído en Colombia más de un 60 % durante la última década, una reducción progresiva tan solo interrumpida por los picos de 2005 y 2007.

También se explica en la menor productividad de la coca y en el encarecimiento de los insumos químicos y el transporte, por la presión que ejerce el Estado colombiano, según el representante de la UNODC.

Y esa es la razón por la que el potencial de producción de clorhidrato cayó de 350 a 345 toneladas en 2011, pese al aumento de cultivos.

Lalo-Demoz dejó claro que “cada vez es más difícil sacar de cada kilogramo de coca la cocaína, es más caro y más difícil”

En ese sentido, el director Antinarcóticos de la Policía colombiana confirmó que “la calidad de la hoja de coca ha disminuido”.

El general Pérez adelantó que, ante los resultados observados en el informe de la UNODC, el próximo viernes presentará en el departamento de Nariño una nueva estrategia de lucha contra las drogas.

En la presentación también estuvo la ministra colombiana de Justicia, Ruth Stella Correa, quien hizo un balance de los logros obtenidos en los últimos 20 años en materia de lucha antidroga e indicó que, pese a los resultados del informe, “hoy el Estado es más fuerte y la comunidad internacional entiende que es un problema de todos”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo