Los "10 mandamientos" del ambiente swinger

Por Agustín Velasco/Publimetro México

Si quiere probar este aspecto sexual con su pareja o en solitario, le recomendamos algunas cosas antes de:

1. No es no, y no se pregunta por qué. Esta es la premisa de dicho ambiente, pues las cosas forzadas no van con los matrimonios SW. Todo lo que pase en un encuentro será con el consentimiento de ambas parejas o de la pareja y el soltero en cuestión.

2. Se aceptan hombres y mujeres solas. Los llamados singles  son aceptados en el ambiente, pues hay parejas que desean llevar a cabo fantasías como los tríos, ya sea mujer-hombre-mujer (MHM) u hombre-mujer-hombre (HMH).

3. No niños. Los asistentes a este tipo de eventos coinciden en una cosa: para entrar en el ambiente se necesita cierto nivel de madurez de pareja, por ello los jóvenes menores de 25 años no son muy aceptados.

4. Seguridad y confianza. Para vivir la experiencia swinger se necesita de una buena reputación, es por eso, y también para evitar sorpresas y malas experiencias, que las parejas crean perfiles en páginas de internet en las que  son calificadas por otros matrimonios con los que han sostenido encuentros. Además, de esta manera evitan ser asaltados, algo que suele suceder con parejas poco experimentadas.

5. Nunca en casa. Mantener la separación de la vida swinger de la familia y el trabajo es fundamental, una cosa no debe mezclarse con la otra; además, los encuentros siempre deben darse en un hotel de confianza para los involucrados y evitar, en la medida de lo posible, dar datos personales.

6. Salud e higiene. Se trata de divertirse, no de meterse en problemas, por eso es importarte tener buen estado de salud y ser lo más higiénico posible. No está de más decir que el condón es el invitado que nunca debe faltar a ninguno de estos encuentros.

7. Cero malacopas. Los pertenecientes a dicho ambiente aseguran que la ingesta excesiva de alcohol en reuniones, bares o fiestas swinger no va con ellos. Alcoholizado, el rendimiento sexual no es el mismo y puede haber desencuentros.

8. Sin lucrar. Suele suceder que los single o corneadores cobran por sus servicios, cosa totalmente ajena a un verdadero SW para el que la moneda de cambio es sólo la diversión y el placer.

9. El lugar de un single. El corneador no debe ir más allá de la fantasía y tiene que mantenerse al margen de la relación sentimental del matrimonio.

10. Cada quien lo suyo. La entrada a los bares o centros swinger corre a cargo de cada unas de las parejas (por lo regular, sólo se cobra la entrada al hombre) y en el caso del hotel, aplica aquella máxima de “irse a las michas”.

Algunos tips…

Si le interesa entrar al ambiente, la primera recomendación es que te afilies a alguna de las páginas de la comunidad antes mencionadas y crear un perfil en Twitter o Facebook.

Palabra clave. Al interactuar con otra pareja se encontrará con cosas que no le gustan, por eso puede emplear alguna palabra clave para decirle a su pareja que lo que están haciendo no es de su agrado. Por ejemplo: plátano.

“¿Queremos comprar condones de sabor plátano?”. Con esta frase le estará enviando un mensaje a su pareja sin que la otra se sienta mal.

En vivo y directo. El primer contacto con una pareja que se conoce por redes sociales debe ser a través de videochat (Skype es una buena opción). Esto sirve para asegurarse de que en realidad se trata de una pareja y no de una sola persona haciéndose pasar por una pareja SW.

Calificación. Asegurese de evaluar a la pareja con la que tuvo el encuentro para alertar a otras sobre la mala o buena experiencia que pasaron.  

Lea también

MÁS VIDA CON ESTILO AQUÍ

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo