Carros antiguos: la afición por la historia que dura toda una vida

Para cientos de personas, un carro de más de 35 años no es solo un vehículo viejo, sino un modo de vida para ellos y sus familias.

Por Juan Manuel Reyes Fajardo

A este lado, un Ford Mustang de 1965 exhibe su diseño clásico y sus fuertes tonos rojos junto a un pequeño Volkswagen Karmann Ghia. Un rugido anuncia la llegada de un Jaguar Mk II de 1956, que con todo y el felino saltando de su capó, hace su entrada al Paipa Hotel y Centro de Convenciones entre decenas de BMW, Mercedes-Benz, Porsche y Triumph.

Como estos tres, más de 150 carros fabricados antes de 1980 participaron en el Rally Haciendas Chopard, un evento bianual realizado el pasado 2 de septiembre entre Guasca y Paipa. Con los carros llega la algarabía de una colección de viejos amigos, un grupo familiar y muchos curiosos atraídos por autos que los remiten a sus recuerdos de infancia.

Para Roberto Nigrinis, director del portal www.carrosyclasicos.com, la afición a los autos antiguos remite justamente a la infancia. “Las personas que tienen un carro antiguo tienen gusto a los carros, a la historia y muchas veces, apego a un modelo. Ya sea porque un familiar tenía un Buick, iban de paseo en el BMW del amigo de universidad, o porque simplemente su primer carro fue un Escarabajo, algo hace que se enamore de ese carro específicamente”, dijo a PUBLIMETRO.

Uno de los participantes del Rally Haciendas, Julio Gaviria Scioville, explica que la afición nació como una situación familiar. “Mi padre me llevaba a los Circuitos de San Diego en los años 50 y 60, y también nos llevaba a otras carreras. Siempre estuvimos metidos en el tema de los automóviles, y cuando se presentó la oportunidad pude comprar mi vehículo que mantengo 28 años después”.

Este es un Volkswagen Scirocco de 1978. El vehículo fue el primer intento de la marca alemana de ofrecer un deportivo con motor delantero refrigerado con aire, el mismo del Golf GTI y el Passat. No muchos llegaron a Colombia, debido a las restricciones a la importación existentes entre 1970 y 1992, con un breve intermedio en 1981, pero los que llegaron fueron muy queridos por un desempeño destacado.

Para otros, la atracción es la comodidad, como explica Nigrinis. "Mi vehículo antiguo es un Chevrolet Chevelle de 1966, fue mi primer carro y lo tengo desde que era joven. Siempre me ha gustado la comodidad de los vehículos americanos. Otros gustan del desempeño de marcas como Alfa Romeo, Porsche o los deportivos británicos".

Un espectáculo familiar

Muchos niños se enamoran de los automóviles que se observan en el Rally Haciendas Chopard. Los vehículos antiguos y clásicos atraen a las familias, y se convierten en un plan que va pasando de generación en generación. Cada quien identifica los tiempos de su gusto, y es algo que, según Nigrinis, puede incluso identificar la edad del aficionado.

"Los amantes de los carros antiguos gustan de coleccionar los carros de su niñez. En los años 70 se veían mucho los carros americanos de la posguerra. Hoy en día se ven autos de los 70, incluso vehículos muy comunes en esa época como el Renault 4 o el Fiat Topolino, y empiezan a aparecer los de los 80", asegura.

Un auto antiguo según la legislación colombianaes aquel que tenga más de 35 años de fabricación y se mantenga en estado original. Para determinar su condición, se necesita un perito; pero nada impide que un Renault 18 de 1982 tenga las codiciadas placas blancas y azules.

En cambio, el auto clásico es un vehículo de fabricación limitada hecho antes de los años 50 y especial por su carácter. "un Simca o un R4 puede ser antiguo, pero no clásico. Ese ya vendría a ser un Packard del 34, muy lujoso y exclusivo", explica Nigrinis.

Gaviria asegura que hay un amplio grupo de amigos que no solo participan de eventos de autos antiguos, sino de excursiones en camionetas 4×4 adaptadas para uso offroad extremo. En todos estos eventos, los grupos no solo sirven para brindarse soporte, sino como un plan de fines de semana.

Los grupos se asocian de acuerdo a los intereses particulares: los amantes de los muscle cars tienen clubes exclusivos para los deportivos americanos de la década de 1960. Otros se asocian de acuerdo a las marcas, siendo los más importantes los clubes de marcas como Porsche, BMW y Mercedes-Benz. También hay asociaciones regionales en las principales ciudades del país.

¿Hay futuro para los carros antiguos?

El hobby de los carros antiguos, gracias al Internet, ha explotado. "La gente se ha enterado que ya no se necesita una millonada para tener su carro antiguo. Muchos quieren entrar y, aunque ha aumentado el precio de algunos modelos, todavía la entrada se puede realizar", asegura Nigrinis.

A pesar de esto, una de las mayores dificultades es la económica. "Si uno va a tener un carro antiguo y no cualquier carro viejo, debe saber que eso cuesta. Va a ser su segundo o su tercer carro, no es para todos los días. Y tiene que guardar dinero para el mantenimiento, los impuestos, revisiones, etcétera. Y así usted saque el carro cuatro veces al año, debe pagar todo", afirma Gaviria.

Incluso, también empiezan a aparecer algunos proyectos con motos. Uno de estos se vio en el autódromo XRP de Cajicá, donde casi 100 expositores de motos de los años 60 y 70 presentaron sus motos en el festival "Mods vs. Rockers", imitando la rivalidad que existía en Europa en esa época.

El problema va a ser, tal vez, encontrar que estos aficionados encuentren vehículos nuevos. "Actualmente son todos muy similares, genéricos y no generan las emociones de antes", afirma Gaviria. "Antes uno recordaba su carro pero ahora todos se parecen demasiado. Falta ese elemento distintivo".

¿Cuáles podrían ser estos vehículos distintivos? Es difícil saberlo, porque un artículo similar en los 80 hubiera denegado al Renault 18, que era uno de los carros más vendidos de la época. Al final, aficionados son quienes determinan cuál será, en 2040, los vehículos que atraigan a los hijos de los niños que se quedaron paralizados al escuchar el rugido de un Jaguar, y al ver un Escarabajo que seguramente tuvieron los primos de sus padres.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo