Opositores del TM por la Séptima buscan alternativas para frenarlo

Si se aprueba esta nueva troncal, varios grupos de ciudadanos podrían tener opciones para tratar de impedirlo

Por Pamela López

Si hay un proyecto que tenga dividida a la ciudad, es el TransMilenio por la carrera Séptima. Una obra de amores y odios, pero que finalmente, sin importar el estrato o la capacidad económica, impactará a todos los bogotanos.

Y por más vueltas que se le dé y debates que se generen, siempre volvemos al mismo punto: la división. Mientras que Yaneth Mantilla, directora del IDU, le comentó a PUBLIMETRO la importancia de TransMilenio por la Séptima en la entrevista que se publicó ayer en estas mismas páginas, algunos ciudadanos que se oponen al proyecto están pensando en alternativas para frenar la obra que, según ellos, condenaría a la ciudad.

Y ya empezaron. Tan solo basta con ‘googlear’ y encontrarse con la iniciativa “¡NO al proyecto de Troncal de TransMilenio sobre la Carrera 7!” en change.org, que pide 7500 firmas para ser entregadas al IDU, la gerencia de TransMilenio y la Contraloría. Esto demuestra que hay un claro descontento con el proyecto que el alcalde Enrique Peñalosa ha vendido como la revolución de la emblemática vía.

También se ha hablado de llevar el tema del dicho al hecho, o en esta época de millenials del ‘me gusta’ al hecho, y recolectar las 20.000 firmas para que haga parte de #CausasCiudadanas, iniciativa en la que los ciudadanos deben realizar una petición, conseguir apoyo en redes sociales y luego el viceministro del Interior, quien lidera el proyecto, se encargue de asesorarlos para que su causa y la de su comunidad pueda ser solucionada o explicada a profundidad por las entidades pertinentes. Esta herramienta ya es usada por aquellos que no quieren que le toquen una hoja a la reserva Thomas van der Hammen.

Transformación de la Séptima sí, pero no así

Desde los comités que se han creado para defender la Séptima, e incluso algunos ciudadanos que votaron por el alcalde, se preguntan si existen herramientas que se puedan usar para ponerle freno de mano al proyecto. La respuesta es que sí las hay.

Más allá de una consulta popular y una iniciativa popular legislativa, cuyo comité promotor debe reunir un difícil cinco por 1000 del censo electoral para que sea estudiado, las cartas que se ponen sobre la mesa son las de una ‘tutelatón’ y un recurso de nulidad.

“Frente al proyecto de TransMilenio por la Séptima hay que revisar muy bien el documento administrativo que aprobó el Concejo de Bogotá para dar un cupo de endeudamiento de una obra que no ha mostrado estudios definitivos. En este caso, un grupo de ciudadanos podrían interponer ese  recurso de nulidad frente al Tribunal Administrativo de Bogotá contra el acuerdo del Concejo y presentar acciones disciplinarias contra los funcionarios de la Alcaldía sabiendo que, según la ley, no pueden hacer aprobaciones sin que existan estudios previos. Pero, repito, hay que revisar bien la documentación para actuar”, comentó a PUBLIMETRO el profesor de Derecho Constitucional de la Universidad del Rosario, Grenfieth Sierra.

En ese punto coincide con Mario Molano, director de Derecho Público de la Universidad del Rosario, quien asegura que antes de interponer una tutela, se debe mirar qué derechos se le están violando a la ciudadanía, pero en este caso va más por el camino de las acciones jurídicas. “Una tutelatón va más por el lado de poner al alcalde contra las cuerdas”, aseguró.

Asimismo, Sierra añadió que “cuando son temas y acciones de grupo tendríamos que mirar detalladamente si se está violando algo que vulnere los derechos. Pero, en este caso del TM por la Séptima, toda contrapartida económica debe estar sustentada por estudios técnicos, no los hay y aún no los han presentado, y es ahí donde tendría validez la acción de nulidad. Se puede implementar una estrategia jurídica en donde se ataque desde todos los frentes y ahí entraría la tutelatón”.

PUBLIMETRO habló con el comité ciudadano Defendamos la Séptima, que aseguró que tiene un equipo jurídico trabajando en el tema.

Por ahora, lo único cierto es que los carteles que dicen ‘NoTM7a’ se están tomando cada vez más ventanas sobre esta tradicional vía. ¿Será que el alcalde los ve?

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo