¿El futuro del páramo de Sumapaz es ser un paraíso de turismo ecológico?

Uno de los temas que genera debate entre los expertos sobre el páramo de Sumapaz es si se realiza o no ecoturismo en esta zona.

Por Ximena Arias

Aunque muchos quisieran acampar o realizar caminatas ecológicas de forma frecuente en el páramo de Sumapaz, en verdad ¿se puede hacer ecoturismo en esta zona?   

Para el Alcalde de Bogotá, Enrique Peñalosa, sí es posible y ya se manifestó sobre este asunto. En una rueda de prensa, el mandatario aseguró que su deseo es convertir el páramo de Sumapaz en un paraíso de turismo ecológico. Igualmente, los campesinos que residen en esta zona trabajarían como guías ecológicos. Así, complementarían la agricultura con acciones sostenibles ambientalmente.

La Alcaldía también adelanta un programa de compra de terrenos que están siendo utilizados con fines agrícolas, para que dejen de ser utilizados en estas actividades y se conserven en su estado natural.    

Peñalosa afirmó que “los ciudadanos van a poder hacer un paseo divino porque pueden salir por la Avenida Caracas hacia el Sur y suben al páramo”.

En la rueda de prensa participó el presidente Juan Manuel Santos, quien anunció que el 15 de julio, se firmará el acta de delimitación del páramo de Sumapaz. También, estuvieron presentes el ministro de Ambiente, Luis Gilberto Murillo y el director de la Corporación Autónoma de Cundinamarca (CAR), Néstor Franco.

El ecoturismo enfrenta a la comunidad académica

El director de la especialización en geografía de la Universidad Central, Johan Avendaño, asegura que “el páramo de Sumapaz es uno de los más grandes del mundo y su tamaño es similar al de Bogotá”.

Igualmente, su importancia radica en que se encarga de la regulación hídrica de los ríos como el Tunjuelo Blanco, Ariari, Guape, Duda, Cabrera, entre otros. También, abastece los acueductos de la zona rural de Bogotá, Huila, Meta y Cundinamarca, entre otros departamentos.

Para Edder Velandia, docente de la Facultad de Ingeniería de la Universidad de la Salle, es importante la delimitación de los páramos porque así se establecen las zonas de preservación hídrica y ecológica, y se evita que actividades agrícolas, mineras o de cualquier tipo se desarrollen en estos sectores.

A pesar de coincidir en la importancia del páramo para la ciudad, los expertos difieren en la implementación del ecoturismo en estos ecosistemas.

Por su parte, Velandia considera que con el ecoturismo las personas van a poder “conocer estos escenarios que solo existen en la imaginación de muchos. Además, podrán tener contacto con la naturaleza y posteriormente, defender su conservación”.

Aunque para Velandia deben  establecerse unas reglas claras para el ingreso a los páramos en las que se incluyan las delimitaciones de las zonas a las que pueden ingresar los visitantes y las actividades que se pueden realizar allí. También, deben implementarse controles por parte de guardabosques.

En este sentido, el profesor cree que es positivo que los habitantes del sector sean incluidos en estas políticas. Pero sostiene que “se debe hacer un trabajo social de empoderamiento y sensibilización de la población que se vería beneficiada con este tipo de iniciativas”.

Por otro lado, el doctor en geografía, Johan Avendaño afirma que “si bien hay una tendencia mundial al ecoturismo, para muchos es muy difícil entender que los páramos son ecosistemas muy vulnerables y con cualquier transformación se generan impactos irreversibles”.    

Actualmente, hay que resolver otros problemas porque hay campesinos que habitan este lugar que “no han podido satisfacer sus necesidades básicas, el sistema educativo y de salud es muy limitado para los niños, entre varias afectaciones. Por esto, hay que fortalecerlos como guardabosques, en vez de utilizar esta zona como destino turístico”, según Avendaño.

Igualmente, el experto afirma que el páramo de Sumapaz puede convertirse en un gran centro de investigación para los científicos, especialmente por la flora y la fauna que está presente en este ecosistema. Además, el  profesor  asegura que hay muchas especies de plantas y animales que no han podido ser caracterizadas por los biólogos.


Algunas de las reglas de los parques naturales

• La entrada no es gratuita

• Acompañamiento con guías certificados

• Los visitantes no pueden tener contacto con los animales

• La cantidad de visitantes se controla de acuerdo a la temporada y al día.

• Delimitación de las zonas a las que el público puede tener acceso


Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo