No hay certeza que el cuerpo hallado sea de Juan Sebastián

Los resultados podrían tardar algunas semanas

Por PUBLIMETRO
Las hipótesis del caso

Desde el momento de la desaparición del menor, varias fueron las hipótesis que se manejaron en el caso.

La primera de ellas afirmaba que un habitante de la calle era el presunto responsable de la desaparición, ya que se encontraba cerca al lugar donde fue visto por última vez el niño.

La familia, por su parte, creyó que alguien tiene escondido a su hijo, por lo que, en repetidas ocasiones, pidió que se lo devuelvan. “Yo no voy a levantar cargos, lo único que quiero es que me devuelvan al niño”, afirmó Clara rojas, madre de Juan Sebastián.

La Policía recibió una llamada desde México, en la que alertaban sobre la presencia del menor en ese país. Migración Colombia negó que esta posibilidad fuera cierta, puesto que se ha hecho un gran control migratorio y se emitió circular amarilla de la Interpol.

Días después, se dijo que Juan Sebastián había sido visto en la ciudad de Medellín en brazos de una mujer, investigación que resultó siendo falsa.

Por último, un video de cámaras de seguridad conocida e investigado por la Policía asegura que el pequeño iba persiguiendo a un perro por un parque del barrio Quintas de Santa Ana, en Soacha, cuando cayó por una alcantarilla abierta y desapareció.

Este lunes el director del Instituto Nacional de Medicina Legal, Carlos Valdés, aseguró que no hay datos antropológicos ni médicos que, por el momento, permitan corroborar si el cuerpo hallado en una alcantarrilla de Soacha corresponde al pequeño de 2 años, Juan Sebastián Fuentes, quien desapareció el pasado 22 de diciembre.

Hasta el momento, se sabe que el menor hallado habría muerto por asfixia y que no se encontró ningún tipo de traumatismo. 

“El menor se examinó ayer y la muerte corresponde a asfixia, bien sea por sumersión en el agua o por sofocación por respiración de aire inadecuado, aunque las dos pueden concurrir en una sola. De hecho, no encontramos traumas en el cuerpo del niño”, aseguró el director.

Debido al alto grado de descomposición del cuerpo, la identificación del cuerpo podría tardar varios días, pero se realizarán pruebas genéticas para acelerar el proceso. 

“Esperamos dar los resultados esta semana. No podemos decir si es. No hay datos suficientes, ni antropológicos ni médicos, que nos permitan aseverar que se trata de Juan Sebastián. Vamos a esperar los resultados de genética para poder entregar al niño”, afirmó Valdés. 

Agregó que no se puede realizar una entrega del cuerpo, puesto que se debe esperar los resultados de las muestras biológicas de los padres.

Se sabe que el estado de descomposición del cuerpo es conocido como adipocira, que hace que el tejido blanco se torne resbaloso, lo que habría podido causar el desprendimiento de su ropa.

La madre del menor, Clara Rojas, asegura , desde el momento en que el cuerpo fue hallado, que sí se trata de su hijo. “Ahora lo puedo enterrar tranquila. Y a la gente le digo que no critiquen. Nadie sabe lo que estamos sintiendo. Somos una familia pobre y esto le pudo pasar a cualquiera”, dijo la madre.

El hallazgo

El Cuerpo de Bomberos de Bogotá encontró un cuerpo que sería el cadáver del niño Juan Sebastián Fuentes, en el barrio Quintas de Santa Ana, tras utilizar cámaras especializadas donde se pudo detectar su figura.

Fue allí cuando con una retroexcavadora abrieron un hueco y perforaron un tubo, para que buzos profesional del Cuerpo de Bomberos se sumergieran y hallaran el cuerpo, a unos 500 metros de su casa.

Esto sucedió luego de que encontrara una camiseta, que fue analizada por Medicina Legal y que el pasado viernes se determinó que sí pertenecía al niño desaparecido.

El homenaje

Los habitantes de Soacha le han rendido varios homenajes al menor. Este domingo a las 10:20 a.m., los vecinos del barrio se reunieron para marchar por el menor, acompañados con bombas blancas y azules, y vestidos de blanco con banderines con la foto de Juan Sebastián.

La petición es que esclarezcan los hechos que llevaron a la muerte del menor y que se tenga cuidado con las alcantarillas que no se han tapado.

Después de la marcha, familiares, conocidos y vecinos estuvieron presentes en una eucaristía que se llevó a cabo en lugar donde se encontró el cuerpo del menor.

Este lunes en la mañana, por su parte, se le realizó un camino de flores desde su casa hasta el lugar donde el menor habría caído, con el acompañamiento de la Policía y de los vecinos del sector.

PUB/CB

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo