Claves para saber si usted es mal bogotano

Consultamos algunos expertos, preocupados por el tema y obtuvimos una serie de tips que pueden esclarecer los comportamientos anti ciudadanía.

Por PAULA MONROY

Se conoce como cultura ciudadana al conjunto de costumbres, acciones y reglas mínimas compartidas que generan sentido de pertenencia, facilitan la convivencia urbana y conducen al respeto del patrimonio común y al reconocimiento de los derechos y deberes ciudadanos. Sin embargo, a diario se conocen diferentes quejas sobre lo que se podría llamar anti-cultura ciudadana en Bogotá, pues la ciudad es caótica y las personas no respetan los derechos del otro. Consultamos algunos expertos, preocupados por el tema y obtuvimos una serie de tips que pueden esclarecer los comportamientos anti ciudadanía.

Si usted tiene alguno de estos comportamientos como práctica habitual lo más seguro es que usted esté siendo un mal bogotano. No se deprima, tampoco es para tanto: nuestra invitación es a que reflexione y empiece a cambiar. No es tan difícil ser mejor persona:

Si usted solo piensa en su interés personal

Según Gustavo Lara, profesor de la Universidad del Rosario experto en el área de salud mental, un mal bogotano es aquel que tiene muy poca empatía y solidaridad, por lo que “no piensa más allá de su interés personal”. Entonces no le importa dañar el bien público, “por ejemplo botando basura por la ventana cuando va conduciendo”, expresa Lara.  

Si usted no deja salir antes de entrar

El director Ejecutivo del centro de pensamiento y acción de comportamientos colectivos Corpovisionarios, Henry Murraín, dice que el “bogotano” que generalmente no deja salir a las personas del TransMilenio antes de ingresar a un bus, o pita por todo y con mucha intensidad, incrementando el estrés de quienes van en la vía, debe ser considerado mal ciudadano.

Ese tipo de personaje, “suele empujar, porque solo piensa en su beneficio momentáneo, que a su juicio es ingresar al bus y ya” o en el caso de ser conductor, no contribuir en la movilidad y solo estresar al resto.

Si hace parrandas y no le importa si al lado hay gente durmiendo

Otro aspecto hace un individuo mal ciudadano, al privilegiar su propio interés, es “hacer bulla o ruido excesivo a sus vecinos”, esto además de ser incómodo e irrespetar a los demás, es una de las principales causas de conflicto y discusión en los barrios, explica Murraín.

Si usted cree que el vivo vive del bobo

Además en una mala ciudadanía se acepta al “más avispado” como ganador, “y siempre se trata de sacar partido de las situaciones”, explica el psicólogo Lara. No es casualidad, entonces, que en el lenguaje coloquial existan diferentes dichos como “el vivo vive del bobo” o “lo malo de la rosca es no estar en ella”, pues se valora socialmente a las personas que hacen trampa en diferentes situaciones.

Esto puede verse en el alto número de personas que usa TransMilenio sin pagar, pero además tiene que ver con que los taxis cobren de más, y que 6 de cada 10 taxímetros estén adulterados.

Si usted es indiferente

Con relación a la protección de los animales, Andrea Padilla, activista animalista y vocera por Colombia de la AnimaNaturalis Internacional, considera que “ser indiferente al sufrimiento de un animal que necesita ayuda para sobrevivir y usted puede brindársela”, lo hace a usted mal bogotano. En ese sentido, una persona encajaría si ignora a un animal malherido o en estado de delgadez extrema que se encuentre en la calle, entendiendo que no puede valerse por sí mismo.

De igual forma, para Padilla las personas que saben de criaderos ilegales de perros o gatos, que son frecuentes en Chapinero e inmediaciones de las plazas de mercado. También los que están enterados de maltrato a algún animal y no denuncian, son malos bogotanos. Así como, el que envenena perros, gatos y palomas, algo frecuente en la ciudad.

Por su parte, Héctor Herrera, coordinador Red por la Justicia Ambiental en Colombia considera que “desde el punto de vista de la defensa del ambiente, un mal bogotano es aquel indiferente a la defensa de los páramos, sin estos ecosistemas, Bogotá se quedaría sin agua potable“. 

Si no enseña a otros

Por su parte, Henry Murraín, considera que tirar basura en espacios públicos como calles o parques, o validar que otros lo hagan, también es una actitud que muestra indiferencia en cuanto al medio ambiente y al cuidado del bien público. Ya que esto contribuye a que la ciudad se vea sucia y que muchas veces se tapen las alcantarillas.

Si usted piensa con frecuencia que otros son malos bogotanos

Es común escuchar quejas sobre quienes vivien en Bogotá pero no nacieron aquí. Muchos dicen que  no tienen sentido de pertenencia y son malos ciudadanos. De acuerdo con el director de Corpovisionarios, “la visión que tengamos del otro moldea también nuestro comportamiento, por eso es importante apuntarle a ver -o buscar- algo bueno en los demás y reconocerlo”.  

Murraín agrega que, cuando evidentemente otros demuestran no ser muy buenos bogotanos, “querer ´meterlos en cintura´ a la fuerza, con el regaño o siendo agresivos, solo reproduce esa mala ciudadanía”. Para el experto lo que se debe hacer es regular de manera pacífica a quienes no cumplen las normas, no respetan el orden de la fila, se pasan un pare o un semáforo en rojo. “Hágales saber amablemente que lo que están haciendo no se ve bien”, asegura.

Lea también:

¡Atención! Congestión en El Dorado por lluvias

Taxistas de Bogotá, en la mira de las autoridades

MÁS DE BOGOTÁ AQUÍ

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo