Estas son las claves para entender la nueva Carrera 38

Esta principal vía de la ciudad se transformará a partir del segundo semestre de 2016. Así serán las obras que acortarán los trayectos de movilidad en Barranquilla. Expertos opinan sobre los trabajos.

Por Lina Robles Luján
La carretera de los locos

El imaginario urbano popular también ha bautizado esta principal arteria como ‘La carretera de los locos’ debido a que los principales moteles de la ciudad quedan en Juan Mina. Las historias cuentan que los conductores escondían a sus amantes en el interior del carro hasta que salían de la ciudad, sin embargo hablaban ‘solos’ o como ‘locos’ en el interior del vehículo generando todo tipo de chistes y comentarios acerca de esta vía. Años más tarde, la vía creció hasta el antiguo club Anglo Americano donde era la salida de los buses hacia Juan Mina y Tubará. “Esta obra será muy importante porque no existen avenidas que crucen la ciudad entre la zona   industrial de Juan Mina, que está creciendo, con el puerto de Barranquilla y se puede cruzar rápido por allí”, resalta Stevenson.

Dos tramos de la tradicional carrera 38, una de las principales vías de la ciudad, serán intervenidos el próximo año para conectar el corredor portuario con la circunvalar de la prosperidad.

TAMBIÉN PUEDE LEER: Alcaldesa inauguró Oficina de Protección a la Infancia y Adolescencia

Tramos a intervenir

Hasta el momento los barranquilleros se están familiarizando con el proyecto que costará 350 mil millones de pesos y que habilitará esta vía, en el tramo crítico de deslizamientos conocido como El Rubí, que desde hace más 6 años ha estado cerrado en Campo Alegre, a partir de la carrera 38 con calle 82 hasta la calle 110.

El otro tramo que se reconstruirá será el que parte de la calle 38 con calle 30 hasta la carrera 38 con Murillo. “Esta es una vía de interconexión regional, porque precisamente se conecta con la antigua vía del algodón, hacia la cual podemos acceder a zonas del departamento del Atlántico, con Cartagena, Corredor Portuario, y este al puente Pumarejo y por ende nos conecta a Santa Marta” dijo Nury Logreira, secretaria de infraestructura del Distrito.

Las obras

La intervención de la carrera 38 comprende la construcción de una nueva calzada en la zona de expansión urbana de Barranquilla entre la Avenida Circunvalar y la Circunvalar de la Prosperidad.

Los trabajos, que hacen parte del programa Vías para la equidad, también mitigarán y estabilizarán la carrera 38 en el tramo comprendido entre la calle 80B y la Avenida Circunvalar. “Con estas obras, el recorrido al Puerto de Barranquilla y a la Circunvalar de la Prosperidad se hará en menor tiempo y con mayor seguridad”, manifestó el Vicepresidente Germán Vargas Lleras durante la firma de los contratos en Barranquilla.

El consorcio colombiano CC-Sofan-Dumar, integrado por Constructora Conconcreto S.A. (75%), Sofan Ingeniería SAS (12.5%) y Dumar Ingenieros SAS (12.5%), serán los encargados de ejecutar los trabajos en un plazo máximo de 48 meses a partir del segundo semestre de 2016.

Una vía con historia

Mediante la herramienta Google Earth   puede verse que la carrera 38 colinda con la vía de Los Cocos uno de los principales caminos que los antiguos indígenas Mokaná usaban para llegar a la ciudad. “Esta vía es de las más antiguas e importantes pero irónicamente ha estado siempre construida por tramos y nunca ha sido terminada del todo”, explica el historiador Adlai Stevenson PUBLIMETRO.

El académico cuenta que el tradicional bulevar de Las Delicias antiguamente se conocía como el bulevar Simón Bolívar y que fue construido en 1905 por Napoleón Salcedo López. La curva de la carrera 38 hasta el puente de la Cruz Roja fue trazada en los años cincuenta. Esta avenida ha pasado por diversos nombres desde la Avenida de Los Estudiantes por las protestas que se formaban en los años 70 hasta la vía 13 de mayo, sin embargo, los barranquilleros siempre la han conocido como la carrera 38.

¿Por qué solo dos tramos?

Víctor Cantillo   profesor de ingenierías de la Universidad del Norte y experto en movilidad e infraestructura señala que el reto del alcalde de Barranquilla será terminar la carrera 38 en su totalidad. “Inicialmente pensaba que se iba a intervenir toda la vía. Desde la avenida Hamburgo hasta Juan Mina. Finalmente lo único que se va hacer es la calle 30 y la circunvalar, pero todavía falta el resto”.   El especialista opina que la carrera 38 requiere un urbanismo integral que contemple   andenes, una ampliación de la calzada y que se disponga de un separador central. “Sin duda es una obra fundamental y necesaria, pero que no se debe quedar en un simple reparcheo y para ello el consorcio constructor cuenta con 6 meses antes para hacer todos los estudios del caso”, concluye.

LE PUEDE INTERESAR: Así opera el tráfico de drogas sintéticas en Barranquilla

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo