Un nuevo informe de la sociedad de asistencia sanitaria en el Reino Unido ha revelado que una de cada cinco personas están saltándose comidas a favor del consumo excesivo de alcohol. Esta práctica ha sido llamada 'drunkorexia' - una combinación de "borracho" ( drunk en inglés) y "anorexia" - término no médico que se refiere a la restricción intencional de calorías de los alimentos para hacer espacio para las alcohólicas.

El Informe de 2016 de la Salud Nacional de Benenden confirmó que el asunto es más frecuente entre los hombres jóvenes: el 43 por ciento de los varones de edades comprendidas entre 18 y 24 están optando por el alcohol sobre los alimentos, mientras que el 35 por ciento de las mujeres lo hace.

"Nosotros, como sociedad en el Reino Unido, debemos hacer más para educarnos y educar a nuestros hijos sobre los efectos de una dieta y estilo de vida saludable", dijo a Publimetro el Dr. John Giles, director médico en Benenden.

Y agregó: "Hay una gran mayoría de nosotros que o bien 'no saben o no les importa’ cuando se trata de la dieta y el estilo de vida, lo que está teniendo un efecto en cadena en el nivel de servicio que el Servicio Nacional de Salud del Reino Unido puede proporcionar."

Getty Images

Foto:

El problema de la drunkorexia ha sido investigado tanto en los EE.UU. y Australia en los últimos años, pero estos estudios se centraron en las mujeres. Por ejemplo, uno de los investigadores de la Universidad de Missouri encontró que el 30% de las estudiantes universitarias admitió que habían restringido el alimento con el fin de consumir grandes cantidades de alcohol.

El mismo estudio encontró que los hombres son más propensos a involucrarse en un comportamiento similar con el fin de ahorrar dinero para comprar alcohol. De acuerdo con la investigación, el 67% de los estudiantes que restringen las calorías antes de su consumo de bebidas alcohólicas lo hacen para prevenir el aumento de peso, mientras que el 21% lo hizo para facilitar la intoxicación por alcohol.

Pero lo que la investigación Benenden ha mostrado es que no son sólo las mujeres se ven afectadas: de hecho, más hombres que mujeres jóvenes están admitidos en la práctica.

Getty Images

Foto:

"Mientras la Drunkorexia puede representar simplemente una fase que pasa, es indicativo del hecho de que con demasiada frecuencia las malas elecciones de estilo de vida contribuyen en gran medida a causar enfermedad", concluyó Giles. "Su aumento en todo el mundo occidental muestra que no parecemos estar pensando lo suficiente sobre las consecuencias de las malas opciones de estilo de vida por nosotros mismos, y las redes de asistencia sanitaria financiadas por el estado que nos apoyan".