Algunas de las recomendaciones tradicionales es secar al sol al móvil, pasar un algodón por las teclas o usar una secadora de cabello para ayudar al aparato. Sin embargo, muchos de ellos no llegan a funcionar.

La compañía publicó una infografía con cinco pasos a seguir en caso de que un celular caiga al agua o se moje por alguna causa.

¿Qué hacer?

Primero: dejar escurrir todo el líquido del teléfono

Segundo: quitar la batería, la tarjeta de memoria y el chip para evitar un deterioro mayor

Tercero: secar la superficie con una toalla o un paño. Ni papel ni secadora para hacer este paso

Cuarto: Nokia propone poner el celular en una bolsa llena de arroz y luego deberá colocarse sobre un radiador y dejarlo ahí por lo menos toda una noche. El grano sirve como absorbente

Quinto: Revisar si el teléfono funciona

Publimetro México