En julio, el Instituto de la Cerveza, una organización comercial que representa a Anheuser-Busch, MillerCoors, HeinekenUSA, entre otras grandes conglomerados de cerveza, propuso una nueva iniciativa que podría darte algunas cosas en que pensar antes tomar la siguiente.


La Iniciativa de Revelación Voluntaria de los Cerveceros alentaría a las empresas de cerveza a incluir información nutricional en sus etiquetas, con indicación del tamaño de la porción de calorías, carbohidratos, grasas, proteínas y alcohol por volumen.


Pero, ¿deberías juzgar una cerveza sólo por sus calorías? ¿Qué hay de las cervezas artesanales, que tienden a ser más altas en calorías, pero traen más antioxidantes gracias a sus ingredientes como el lúpulo?



"El lúpulo ni siquiera saldría en una etiqueta nutricional", nos cuenta Dana White, consultora especialista en dietética y nutrición para Food Network. 
Y en cuanto a las vitaminas y minerales, la FDA sólo exige a los fabricantes a poner las vitaminas A y C, calcio y hierro.



White, que también es una entusiasta de la cerveza artesanal, dice que si los bebedores están preocupados por las calorías, pueden controlar la cantidad y calidad de lo que beben. "Prefiero tener 200 calorías de una buena degustación de cerveza artesanal, en comparación con 200 calorías de dos cervezas más baratas", dice ella.



"El alcohol, en general, tiene un beneficio para la salud cardiaca asociada con el consumo moderado, una bebida al día para las mujeres y dos para los hombres", dice ella. Y mientras que las cervezas artesanales son generalmente más altas en alcohol y en calorías, no siempre es el caso.



"El sabor y ABV no tienen por qué ser mutuamente excluyentes", explica Josh M. Bernstein, periodista en cervezas y autor de la próxima guía Complete IPA. "Cervezas inferior en su grado de alcohol tal como Stone Go To IPA, o Firestone Walker Pivo Pils están llenas de sabor y no demasiado alcohol"

.
Bernstein no cree que la adición de información nutricional tendría un gran impacto en los hábitos de consumo de los bebedores.



"Ciertamente, es útil saber que un vaso de cerveza de malta imperial va a inclinar la balanza de calorías", dice. "Sin embargo, la gente sabe que las hamburguesas con queso y tocino no es la movida más saludable, y no ha evitado de que muchas personas estén completamente obsesionadas con la carne de cerdo."