La candidata presidencial estadounidense tuvo que retirarse abruptamente del acto central en Nueva York para conmemorar los atentados del 11 de septiembre de 2001 al sentirse afectada por un golpe de calor, confirmaron fuentes oficiales.

Clinton estaba de pie en los jardines del World Trade Center (WTC) en donde se celebra la ceremonia en la que se leen los nombres de las casi 3.000 víctimas que perecieron en el 11S, en la que también estaban presentes su rival republicano, Donald Trump, y autoridades locales.

La aspirante presidencial comenzó a sentir molestias mientras seguía la ceremonia pero por los efectos del calor tuvo que retirarse del lugar para dirigirse al apartamento que tiene en Nueva York su hija, Chelsea.

Un video tomado por uno de los asistentes y reproducido en las redes sociales muestra a Clinton esperando su vehículo sujetada por el brazo por una de sus asistentes, después empieza a tambalearse y una segunda persona tiene que sujetarla del otro brazo para evitar que se caiga mientras entra a la camioneta que la trasladaba.

Un portavoz de la campaña de Clinton confirmó que la ex secretaria de Estado se retiró del lugar hora y media después de que comenzara "por el exceso del calor", después de rendir tributo a las víctimas y saludar a algunos de los parientes.

Clinton, de 68 años, abandonó la vivienda de Chelsea poco después, y en breves declaraciones a los periodistas que la esperaban a la puerta confirmó que se sentía "mucho mejor".