En julio, Solángel Fonseca publicó un video dirigido a la ministra Gina Parody en el que decía que necesitaba 50.000 dólares en una cuenta para poder demostrar ante la Embajada solvencia económica y así poder obtener la visa.

También explicó que recurría a esa opción después de haber agotado todas las posibilidades.

“Hoy me dirijo a usted, señora ministra, para preguntarle si debo renunciar a mi sueño. Si debo dejar atrás todo el trabajo que hecho durante estos dos años”, manifestó en el video.

Parody, en respuesta, le puso una cita a la joven en el ministerio para hablar sobre su caso. Sin embargo, después de la reunión la ministra reconoció que no se trataba de una beca del 100 % entregada a la joven por su excelencia académica (así como ella lo menciona en el video) sino de un subsidio del 10 % de la matrícula.

Por esta razón, y porque no podían invertir recursos del estado en solo una estudiante, le recomendó estudiar en Colombia.

Así, en Agosto, Sol entró a la Universidad de los Andes, sin imaginarse que ahí sabían en qué había terminado su caso y que sería víctima de matoneo.

En el grupo privado de Facebook llamado Cursos y Chompos Ásperos Uniandes empezaron a publicar imágenes de la joven paseando por el campus universitario y al poco tiempo surgieron los memes.

Y no solo eso. También publicaron el horario de clases de Sol.

Según una denuncia de la página Vice, el caso llegó a manos del Comité de Maltrato, Acoso, Amenaza y Discriminación de la Universidad de Los Andes, lo que llevó a la universidad a enviar un mensaje de reflexión sobre "algunos mensajes publicados en el grupo que insultan, agreden, amenazan e intimidan a personas que hacen parte de nuestra comunidad".

Para los administradores del grupo Chompos, los memes que se publican en esa página “son un ejercicio satírico y, como tal, están protegidos por el derecho a la libre expresión, de la misma manera en la que lo estarían una caricatura o una columna de opinión”, indicó Vice.