PUBLIMETRO habló con Leonard Rentería quien, además de ese discurso que se hizo viral, tiene suficientes argumentos basados en su propia experiencia para apoyar el proceso de paz que se firmará con las Farc.

Él contó a este medio que el debate se realizó el sábado en la Casa de encuentros Bagno Regio y al que asistieron miembros del Centro Democrático, entre ellos Álvaro Uribe, la senadora Susana Correa y la excandidata a la alcaldía de Buenaventura, Elvia Lucy Avonce.

Según su relato, Rentería y otros amigos estaban sentados a tres filas del expresidente a la expectativa de lo que él dijera. El compromiso al que habían llegado con los organizadores del evento era que primero escucharían los argumentos de los miembros del partido y luego les darían un par de minutos de intervención.

Lea también: “Ustedes no han hecho más, en el poder, que acabar con nosotros”: joven a Uribe

“Éramos un grupo de compañeros de la Plataforma de Acción Joven y otros líderes. Por momentos, nosotros gritábamos Sí al plebiscito”.

Pero, en algún momento del debate, “la señora Elvia Luci Avonce intentó sacarnos, gritando “fuera, fuera”, como esperando la aprobación de los demás para que nos sacaran, pero eso nunca sucedió”, dijo.

Entonces llegó el turno para que los jóvenes hablaran pero eso casi no sucede porque Uribe iba a abandonar el lugar. “Él se iba a ir y nosotros le dijimos que teníamos derecho a que nos escuchara porque nosotros lo habíamos escuchado”, afirmó.

Leonard Rentería aseguró que el discurso no fue planeado, que no tuvo tiempo de pensar lo que iba a decir.

“La verdad, yo logré identificar en ellos, sobre todo en la senadora Susana Correa, demasiado odio. Lo que expresaba su rostro decía más de lo que podían decir sus palabras. Ahí estaba la gente de Buenaventura que son los que más han sufrido la violencia y ellos llegaron a hacer una campaña contra el plebiscito basados en argumentos llenos de odio y ahí fue cuando decidí hablar”.

“Esas palabras me salieron del alma, pensando que mi voz es la voz de alguien que por mucho tiempo ha esperado que se empiece a caminar por la paz”.

Activista

Rentería empezó a involucrarse en actividades sociales y políticas desde los 13 años. “Yo era muy rebelde y era muy violento, precisamente por el contexto en el que vivía, y conocí un grupo de danzas donde empecé participar y ese grupo se convirtió en un grupo de jóvenes que defendían los derechos humanos y el derecho al territorio”.

Actualmente es el representante legal de la Asociación Cultural Rostros Urbanos, en la que trabajan 12 jóvenes y participan más de 100 adolescentes y jóvenes de Buenaventura.

“Nosotros trabajamos en tres líneas. Una que es formación para la prevención. Ahí lo que se hace es usar el arte como estrategia de prevención del consumo de sustancias psicoactivas y para prevenir la participación en grupos ilegales de adolescentes y jóvenes. La segunda línea es comunicación e investigación y la tercera línea es de incidencia política y social, que consiste en poder incidir en las personas que toman decisiones, como el Gobierno local y departamental, además que las comunidades se empoderen de sus derechos”.

Víctima

En el video deja claro que él ha sido víctima del conflicto. Respecto a esto, Rentería le confesó a PUBLIMETRO que desde el 2014 empezó a recibir amenazas por el trabajo social que hacía. Desde ese momento le asignaron medidas de protección.

“En el 2015 sacaron de mi casa a mi cuñado, que era parte de la organización y lo asesinaron el 9 de noviembre. Además de los amigos que me ha tocado enterrar a raíz de la violencia”, manifestó.