Dato:

Según Asobancaria, el delito de suplantación le ha costado al sistema financiero más de 20 mil millones de pesos en el último año.

Este moderno sistema, que ya es aplicado en otras partes del mundo, podrá ser efectivo gracias a la ayuda de la Registraduría Nacional, que cuenta con una base biográfica y biométrica de los colombianos.

Dicho servicio empezará a funcionar en las próximas semanas, aunque inicialmente habrá un proyecto piloto que se implementará en algunas sucursales bancarias.

Entre los beneficios que el sistema biométrico traerá al usuario está el reemplazo de la firma y la huella de tinta que debían usarse en algunas transacciones.

También se minimizarán los tiempos y el uso de papel, muchas veces excesivo en los trámites bancarios.

En cuanto a la seguridad, este sistema de validación reducirá el tiempo de verificación de la identidad y así se evitará la suplantación y el fraude, teniendo en cuenta que para el 2015 las suplantaciones causaron pérdidas por 20.000 millones de pesos.

  Para las personas que padecen de dermatitis o les falta uno de sus dedos, los bancos también ofrecerán la posibilidad de usar otros sistemas de identidad, como la biometría de voz o de rostro o usar los mecanismos tradicionales.

Encuentre más información de Colombia aquí