Rodrigo Duterte, el presidente de Filipinas y quien llamó "hijo de prostituta" a Barack Obama, ataca de nuevo, ahora, a la Unión Europea