Karina Vetrano fue asesinada el pasado 2 de agosto mientras corría en el Spring Creek Park, en Queens, Nueva York. Al respecto, últimos informes revelaron que el asesino de la bloguera fitness pudo ubicarla gracias al sistema de localización de fotografías de Instagram. 

"El responsble de su muerte pudo haber sabido cada uno de sus movimientos gracias a las fotos que subía a dicha red social", informó la Policía de Nueva York. La deportista de 30 años fue encontrada con golpes y señas claras de estrangulamiento y violación. 

Instagram

Foto:

Todo indica que en los más de 12 mil seguidores que tenía en su dicha cuenta, la joven acogía a su asesino.

Entre los últimos informes de las autoridades, Karina pudo haber luchado contra su atacante antes de morir. Según Robert Boyce, jefe de detectives del Departamento de Policía en Nueva York (NYPD), Vetrano habría respondido con fuerza al asesino, lo que provocó que el atacante terminara matándola. 

El culpable le rompió un diente y le apretó tanto el cuello que, cuando las autoridades hallaron el cuerpo, aún se veían las marcas de la mano.

Ante las evidencias de violencia, la policía aumentó la recompensa de dis mil 500 a 10 mil dólares a quien tenga datos del responsable. 

Cabe señalar que este 5 de agosto los detectives encargados del caso lograron recuperar los audífonos y una de las zapatillas de Vetrano. Estos objetos fueron enviados al laboratorio forense. Se espera que las huellas dactilares o el ADN puedan revelar datos del asesino. 

Instagram

Foto:

La mujer conocida por mostrar sus entrenamientos en las redes sociales, también probó suerte en el cine e, incluso, apareció en un cortometraje de nombre "The Paradox".

El funeral de la bloguera fitness se realizará este sábado en la iglesia de St. Hellen, en Howard Beach, Nueva York.