Muchas veces cuando se hace una mudanza de casa y se empieza a decorar las habitaciones, es difícil encontrar el estilo y las ideas adecuadas, más aún si se trata del cuarto de los niños.

El público infantil se ha convertido en un segmento clave para el crecimiento de los negocios enfocados en la decoración del hogar, por eso consultamos a expertos de la Feria del Hogar para que nos contaran sobre las tendencias que están marcando la parada.

La primer novedad para este nicho de mercado, son las camas convertibles, cunas que se convierten en camas y colchones inclinados para recién nacidos.

Una firma colombiana de colchones, inició un estudio enfocado en las necesidades del mercado infantil, dicho análisis concluyó que los colchones ofrecidos en el comercio local para este segmento, no eran idóneos, y era hora de innovar.

Ahora usted puede encontrar colchones para recién nacidos (0-8 meses), con 15 grados de inclinación, curva recomendada por los pediatras para que los bebés no sufran de reflujo. Viene en rosado y azul, colores utilizados tradicionalmente en los cuartos de los más pequeños de la familia.

Para los menores entre ocho meses y tres años, la propuesta es un colchón de fibra viscoelástica, que resiste el agua o cualquier otra sustancia que se pueda derramar sobre la cama. Repele hasta los líquidos y las manchas.

Y para los mayores de tres años, tendrán a su disposición un colchón de 100 centímetros por 190 centímetros, que no se daña si se orinan la cama.

“Estamos apalancando esta nueva oferta de los tres tipos de colchones de la línea infantil, con plumones y cojinería”, aseguró David Alba, jefe de marca de Spring.

La segunda novedad es una cama cuna convertible con un espaldar de 130 centímetros, una baranda del mismo tamaño al pie de la cama, y un lateral de 80 centímetros, a la que se le adicionan dos largueros que se instalan cuando se desee convertir la cuna en una cama de 130 centímetros por 190 centímetros. 

Ideas y Muebles, que tiene como iniciativa de negocio optimizar espacios en el hogar, está ofreciendo camarotes y camas abatibles, que se convierten en escritorios, perfectos para hermanos que comparten una habitación pequeña.

Y si de tendencias se habla, el minimalismo es el protagonista de la temporada. De acuerdo con el expertos en decoración Alberto Manrique de Ropy Muebles, el minimalismo es el protagonista de esta temporada, y los excesos hacen parte del pasado.

Para los amantes del color que se están preguntando cuál es la mejor opción para el cuarto de los niños, la paleta de tonos tierra, el gris, el azul claro, el amarillo y el verde menta, son tendencia este año.

De esta manera, la Feria espera seguir brindando a sus visitantes, no sólo las últimas tendencias en decoración y artículos para tener el hogar de sus sueños   sino además productos que, a través de la innovación permitirán ahorrar espacios, especialmente para las familias donde los principales integrantes son los niños.

Lea también

Decoración sensitiva con velas

Cómo escoger una buena almohada