"Coco", el perro, ahora tiene 8 iPhone 7 y dos Apple Watch bañados en oro. Su dueño es un niño rico hijo de un magnate chino.