"Realmente quería decirles lo feliz que estaba de haber estado en este filme, porque sentí que todos eran personas maravillosas, quería decirles que yo creí en la historia desde el principio, que estaba muy conmovido por lo que relata y que tenía que haberse hecho exactamente como se hizo. Algunas veces, cuando estás muy feliz, tienes que decirlo", Lambert Wilson, protagonista de No se metan con mi vaca.

Sobre Lambert Wilson

Es uno de los actores franceses más reconocidos en Hollywood. Comenzó su carrera en el teatro, tras una gran influencia de su padre, el intérprete europeo Georges Wilson. En 1977 debutó en la gran pantalla con Julia, de Fred Zinnemann, con quien trabajó de nuevo en Cinco días, un verano junto a Sean Connery.

La comedia francesa No se metan con mi vaca, dirigida y escrita por Mohamed Hamidi, llegará a las salas de cine colombianas este 4 de agosto, luego de su exitoso paso por el Festival de Cine Independiente de Bogotá, IndieBo.

La producción cinematográfica relata la historia de Fatah, un humilde campesino que sólo tiene ojos para Jacqueline, su vaca, y sueña con llevarla al Salón Internacional de la Agricultura de París. El hombre, que recibe la invitación para participar en el prestigioso evento, deja su tierra por primera vez y comienza un viaje a pie que lo llevará a atravesar Francia, en el cual vivirá junto al mamífero, varias aventuras que enseñarán a los espectadores sobre el respecto y amor a los animales.

“El guion inmediatamente me hizo reír. Luego lo encontré muy animado, muy efectivo, y el tema principal era muy conmovedor. Es una historia con gran humanidad, que une gente después de romper las barreras que los separan. Eso fue lo que me gustó y lo que necesitamos en este momento. Podrías decir que es una película ligera, pero evita clichés, con una divertida y ocasionalmente irónica distancia”, expresó Lambert Wilson, quien le da vida al Conde Philippe, uno de los protagonistas de la cinta.

Con respecto a este personaje, el actor (recordado por su interpretación de El Merovingio en Matrix Recargado y Matrix Revolución) aseguró que el Conde es un hombre depresivo que lo dejó su esposa, pero cuando se cruza con Fatah todo cambia. “Cuando conoce a Fatah, es sometido a 3000 voltios de buen humor, energía y calor humano. Y, al final, gracias a ese pequeño hombre, Philippe deja su patrón de amargura y aislamiento para descubrir un nuevo gusto por la vida”, agregó el artista.

La comedia francesa ha recibido diversos reconocimientos, como el Grand Prix, el Premio del Público y el Premio a Mejor Actor en el Festival de Comedia de Alpe D'Huez 2016.

“La pasamos muy bien filmando, es cierto, pero con la sensación de que estábamos contando una excelente y muy linda historia. Eso es extraño. Con algunas comedias piensas “es divertido, está bien” Pero esta vez, fue conmovedor e inspirador porque sentimos que tenía un potencial genuino”, dijo.

¡Más noticias de Cultura y Entretenimiento AQUÍ!

PUB/SG